La tormenta perfecta

Con el amigo de esta historia me encuentro generalmente en las salas de espera de los aeropuertos. Vive a caballo entre Miami y Managua, pues cuando en los ochenta sus propiedades fueron confiscadas, en medio furor de la revolución, que quería para el Estado la plusvalía de la riqueza y así distribuirla con largueza a los pobres, se fue al exilio maldiciendo, estableció negocios allá en la Florida, y luego de la derrota sandinista en las urnas en 1990, regresó, y recuperó sus propiedades, o recibió indemnización por ellas.

11/10/2012

Con el amigo de esta historia me encuentro generalmente en las salas de espera de los aeropuertos. Vive a caballo entre Miami y Managua, pues cuando en los ochenta sus propiedades fueron confiscadas, en medio furor de la revolución, que quería para el Estado la plusvalía de la riqueza y así distribuirla con largueza a los pobres, se fue al exilio maldiciendo, estableció negocios allá en la Florida, y luego de la derrota sandinista en las urnas en 1990, regresó, y recuperó sus propiedades, o recibió indemnización por ellas.

Nos entregamos siempre a largas conversaciones mientras esperamos el avión, y solemos hablar de mis libros, porque es buen lector de ellos, y también de Nicaragua y su futuro. Siempre me dice que hice muy bien en alejarme de la política, porque así la literatura salió ganando, y yo se lo agradezco, en mí entendido personal de que, al menos, quien salió ganando fui yo. En cuanto al futuro de Nicaragua, si antes nos poníamos fácilmente de acuerdo, ya no, y solemos disentir cordialmente porque ahora él es un entusiasta defensor del gobierno del comandante Ortega, y yo un crítico; un enemigo acérrimo, dicen los voceros del régimen.

Pero no estamos hablando de mí, sino de mi amigo empresario, que en la última de nuestras conversaciones me ha hecho un listado de las bondades de las políticas oficiales, que hacen avanzar a Nicaragua hacia buen puerto, según su propia expresión: primero, un entendimiento ejemplar con los empresarios privados: ellos se dedican a producir y a expandir sus negocios, y a exportar lo que producen, y el comandante se dedica a manejar la política, en lo que ellos no se meten. Dentro de esta veda política, entran, por supuesto, las elecciones justas y libres, la independencia de poderes, y el Estado de Derecho.

Él atribuye a esta perfecta división del trabajo el crecimiento económico sostenido del país, el incremento de las exportaciones, la sanidad de las cuentas nacionales, el aumento de las reservas, y el equilibrio fiscal, ya que, lo cito, si los empresarios fueran a la vez líderes políticos, y se la pasaran oponiéndose al Gobierno, no habría quien produjera la riqueza. Gracias a Dios, me dice, los obispos de la Conferencia Episcopal, que parecen más bien un partido político de oposición, no sé si ya leíste su última carta pastoral donde acusan al comandante de autoritario y antidemocrático, no manejan fincas de café, ni de ganado, ni tienen nada que ver con los bancos; estaríamos en la ruina.

Además, continúa, las relaciones con Venezuela son una bendición. Nos pagan bien la carne, nos dan el petróleo a mitad de precio. Puede ser que no me guste Chávez en lo personal, y aquí en confianza te confieso que tampoco me gusta el comandante Ortega en lo personal, y no lo invitaría a una fiesta de cumpleaños en mi casa; pero si yo fuera venezolano, votaría por Chávez, imagínate a Capriles de presidente, y a las masas chavistas en las calles haciéndole la vida imposible, huelgas y alborotos, paradas las refinerías, todo se iría al carajo. Como se ha visto, los deseos de mi amigo se han cumplido.

Le pregunto si es lo mismo que piensa del comandante Ortega, que si estuviera en la oposición, la economía del país se vería afectada con paros, huelgas, tranques de carreteras. Claro que sí, me responde, ¿no lo vimos ya antes, cuando él no había vuelto a la Presidencia? Fijate hoy. Ni una sola huelga, porque todos los sindicatos le obedecen. No hay conflicto ni siquiera con la aprobación de los aumentos del salario mínimo, que se acuerdan en privado antes con las cámaras empresariales, y cuando se llega a la mesa de negociaciones, todo va ya resuelto.

Por otro lado, fijate lo que significa para la estabilidad de un país que todas las leyes sean aprobadas casi por unanimidad, porque el comandante tiene una mayoría inmensa de diputados. Nada de eternas discusiones. Y las leyes económicas, las de impuestos, son consultadas antes a las cámaras. Es la situación perfecta para que avancemos. ¿Y los partidos de oposición? Casi no existen, perfecto, poca falta hacen. ¿Y qué es lo que llaman populismo? ¿Que los pobres reciban algo y estén contentos? Perfecto también.

Mi amigo empresario habla de manera apasionada. Me toma del brazo, como si quisiera conducirme hacia algún lugar, y me dice: la verdad, es que nosotros lo que necesitamos es una sola persona que conduzca el barco, una persona que se pueda imponer, a la que todos obedezcan; si la democracia es que unos dicen una cosa y otros dicen otra, el presidente manda una ley a la Asamblea, y la Asamblea no la aprueba, viene un tribunal y contradice lo que el presidente decidió, o aparece la Contraloría y dice que determinada inversión en una carretera está mal hecha y hay que parar la carretera, o la construcción de una represa, ese tipo de democracia no nos conviene.

Ahora, me dice, un poco más calmado, hay cosas que verdaderamente no me gustan, pero no me parecen esenciales. Ese odio contra los Estados Unidos, esos ataques contra el capitalismo, eso de hablar del neoliberalismo como si fuera lo peor del mundo; me gustaría que esos discursos fueran más calmados, más conciliadores; ¿pero sabes de qué me he convencido? De que, en el fondo, todo es de la boca para afuera. Ya los yanquis se acostumbraron a esos ataques, y no les hacen caso, porque saben que es pura retórica, el comandante tiene que hablar así porque en su partido hay gente radical a la que le gusta oír esos sermones antimperialistas.

Están llamando a abordar mi vuelo, y tenemos que despedirnos. Será en el próximo encuentro que podré hacer a mi amigo todas las preguntas que su entusiasmo ante lo que ahora celebra, y antes tanto temió, dejó mudas. Preguntarle, para empezar, si no piensa que la situación perfecta que él pinta, puede llegar a convertirse en la tormenta perfecta.

Pero será la próxima vez. El autor es escritor. México, octubre 2012

...
Comentarios

Apegados a la libertad de expresión y a las políticas de privacidad, www.laprensa.com.ni modera los comentarios. Para publicar un comentario más rápidamente debe iniciar sesión con su cuenta en Google o Facebook. No se publicaran comentarios que contengan expresiones ofensivas, imputaciones de delito, acusaciones personales o que inciten a la violencia. Solo se publicarán aquellos comentarios cuyo contenido esté relacionado a la nota.

LA PRENSA tampoco publicará comentarios escritos en mayúsculas o que hagan enlace hacia otros sitios webs no autorizados, y únicamente se publicará comentarios escritos en español.

Los comentarios y opiniones que expresen nuestros lectores no son necesariamente compartidos por Editorial LA PRENSA, ni la empresa se hace responsable por sus contenidos.

Se le solicita a los lectores reportar un comentario publicado que contradiga estas disposiciones a: edicion.digital@laprensa.com.ni para que sea removido.

  • Juan Ramon

    Por lo general los empresarios nicas solo ven a corta distancia, y tienden a ser muy ignorantes y primitivos, quiza por ello Ortega los tiene en la bolsa

  • Carlos

    Cuando se tiene sueldo mensual republicano vitalicio como ex-vicepresidente, es menos difícil ser escritor opinionista. Pero cuando como emprendedores en sitios de tormentas perfectas (e imperfectas) debemos asegurarnos que hay bollitos suficientes para pagar la nómina de trabajadores y para mantener a nuestras familias, la cosa es diferente. Lo que dice el Dr. Ramírez en su cuento es muy bonito, tanto o más que el de un estudiante de ahora u otrora sostenido por su papi.

  • Egoista

    Wow! Sinico o inocente? Corazon duro o cobarde? 60% de nicaragueses en la pobreza y de ellos pobreza extrema el 40%. Pero desgraciadamente pasa como a los forenses que come su merienda o almuerzo encima de los cadaveres que ya no se inmutan ante el cuadro. Claro cuando la cosa se pone dura son los primeros en correr.

  • el diriomeno

    Genial, Dr Ramirez. Le pido que complete el diaologo. Es la pura realidad del tejido social nicaraguense. Que los politicos lo lean. Monte una conferencia sobre esta realidad y olvidemonos de tanta politiqueria. Usted dio en el clavo con mucha presion. Le animo a que se hable mas de esto que si es real

  • JOSE DAVID LAGUNA

    O sea que usa anteojos de cuero negro, de los que usan los caballos para ver mas y mejor….de noche, segun de quien sea la retirna.

  • Walter F Pineda Úbeda

    Don Sergio Ramírez no se retiró de la política. Lo retiró el pueblo inteligente de Nicaragua cuando no votó por él en 1990. Todavía recuerdo cuando anunciaron la derrota del frente a Don Sergio con la cara más afligida de todos los perdedores. Como escritor es muy bueno, como político nos hizo mucho daño y digo que no se retiró voluntariamente porque si el frente hubiera ganado las elecciones del 90 seguramente seguiría al lado del actual dictador.

  • Nicaragua

    Excelente Don Sergio, felicidades!

  • César

    Sergio, no me queda duda que el amigo de esta historia debe tener negocios con el gobierno o con algunas de las empresas del Alba. Si no es así, muy seguramente es directivo de alguna de las camaras empresariales del país que por representante del sector privado ante alguna empresa o entidad estatal recibe fuertes estipendios mensuales. Si en algo tiene razón es que la literatura salió ganado con tu retiro de la política.


Recientes
27/06/2017 12:03 AM

Nuevo intento para proteger al agro en Nicaragua

Economía
Nuevo intento para proteger al agro en Nicaragua

En la medida en que las nuevas condiciones climáticas elevan la vulnerabilidad de las actividades agropecuarias, crece también la necesidad de contar con estrategias de prevención de riesgos. Una de..

27/06/2017 12:02 AM

Nicaragua seduce con café y miel a los asiáticos

Economía
Nicaragua seduce con café y miel a los asiáticos

El café y la miel de Nicaragua fueron de los productos que más compradores sedujeron en la ciudad de Taipéi, en Taiwán ..

27/06/2017 12:01 AM

El pleito inútil por las alcaldías

Opinión
El pleito inútil por las alcaldías

Tenga usted la seguridad de que la comuna de Managua seguirá manejada por quien hoy la maneja, se cambiarán uno que otro nombre para dar la idea de que las elecciones funcionan, pero la cúpula segui..

27/06/2017 12:01 AM

Así son las características de los seleccionados nacionales en la Copa Oro

Deportes
Así son las características de los seleccionados nacionales en la Copa Oro

Un equipo ordenado en su funcionamiento y seguro en su propuesta de juego ha proyectado la Azul y Blanco que es liderada por jugadores con grandes capacidades en lo individual al servicio de lo colecti..

27/06/2017 12:00 AM

Todo listo para el festival de burros somoteños

Departamentales
Todo listo para el festival de burros somoteños

Desde hace tres años se realiza el festival de los burros somoteños, donde sus dueños desfilan con estos por las calles y avenidas principales de la ciudad de Somoto..

27/06/2017 12:00 AM

Nuevos directivos en Lafise

Economía
Nuevos directivos en Lafise

El Grupo Lafise realizó cambios en su directiva: Carlos Briceño Ríos inicia en el cargo de vicepresidente de bancos del Grupo Lafise Bancentro ..

Noticias por Correo

Suscribase gratis para informarse del diario acontecer nacional e internacional.

{{ formErrors.get('formInputs.email') }}

{{ value }}