Traficantes a jurado por 600 kilos de coca

Cuatro colombianos, un beliceño y un nica CAROL MUNGUIA – Corresponsal CHINANDEGA.– Serán sometidos a jurado en vista pública este viernes los cuatro colombianos, un beliceño y un nicaragüense que fueron fulminados con prisión al encontrarlos culpables del delito de tráfico de migrantes legales, a quienes la Policía involucró en el tráfico de 588 kilos […]

Cuatro colombianos, un beliceño y un nica




CAROL MUNGUIA – Corresponsal


CHINANDEGA.– Serán sometidos a jurado en vista pública este viernes los cuatro colombianos, un beliceño y un nicaragüense que fueron fulminados con prisión al encontrarlos culpables del delito de tráfico de migrantes legales, a quienes la Policía involucró en el tráfico de 588 kilos de cocaína.

El operativo policial capturó en un hotel de la capital a los seis miembros de un supuesto movimiento encargado del traslado del fuerte cargamento que pasaría por Centroamérica hasta ser entregado en Estados Unidos.

Los colombianos Asdrúbal Recio Carrazco, Pablo Rodríguez Cuero, Octavio Vente, Abraham Torres Obando, circulaban sin documentos por todo el país y pernoctaron en diferentes hoteles de Managua, mientras se llegaba el momento de la operación, que era perseguida por los agentes antidrogas.

Según sus propias declaraciones que rolan en el grueso expediente, ellos ignoran quiénes pagaban sus comidas y por qué razón se encontraban paseando de hotel en hotel y tampoco identificaron a ninguna persona en particular como jefe del grupo.

El beliceño Fernando Requena y Rodrigo Alonso Aburto, jefe y segundo al mando de la operación, condujeron a la Policía, una vez capturados, hasta donde se encontraba enterrada la droga, en el lugar conocido como Esparta, en Corinto.

Los 23 sacos contenían 580 kilos de cocaína y fueron trasladados por todos los procesados hasta el lugar del hallazgo, pero nadie se hizo responsable del cargamento. La Policía indicó que los paquetes vinieron por agua hasta Corinto. El cargamento fue quemado en público.

El Comisionado Marvin Castro, Jefe de Instrucción Criminal de la Policía, indicó al Juez de la Causa que en un camión marca Internacional, placas 168-336, encontrado semi carbonizado en el kilómetro 154 carretera a Jiquilillo, habían 8 kilos más de cocaína, parte del mismo cargamento donde se involucra a Fernando Requena y su grupo.

Fernando Requena, residía desde hace 9 años en Nicaragua, y se dedicó un tiempo a comercializar con productos del mar, negocio en el que fracasó hasta liquidar los activos de la empresa para luego aparecer en el caso como principal sospechoso de tráfico de drogas, delito que no se le comprobó. El reo goza de libertad mediante una fianza que rindió por enfermedad.

El Comisionado Donald Scampini León, Jefe de la Policía de Chinandega, expresó que urge que los miembros que componen los jurados tengan mayor conciencia de los casos que examinan, pues por temor echan a perder todo un trabajo policial y dejan libres a individuos con alto historial que son peligrosos para la sociedad en su conjunto.

Recientemente se declaró inocentes a un grupo de sujetos que asesinaron a dos personas, delito que quedó impune

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: