Santo Papa clama por unidad cristiana

(NTX) CIUDAD DEL VATICANO.- El Papa Juan Pablo II inauguró este domingo aquí el 47 Congreso Eucarístico Internacional, que durará una semana, con un urgente llamado a la reconciliación y a la unidad de todos los creyentes. Unas 50,000 personas, según la agencia romana para el Jubileo, se reunieron en la Plaza de San Pedro […]

(NTX)

CIUDAD DEL VATICANO.- El Papa Juan Pablo II inauguró este domingo aquí el 47 Congreso Eucarístico Internacional, que durará una semana, con un urgente llamado a la reconciliación y a la unidad de todos los creyentes.

Unas 50,000 personas, según la agencia romana para el Jubileo, se reunieron en la Plaza de San Pedro para asistir a la solemne ceremonia que marcó el inicio de una de las celebraciones más importantes del Año Santo y la que durará más tiempo.

“En el corazón del Gran Jubileo regresamos a ese evento que marcó el pleno cumplimiento de nuestra salvación. Doblamos las rodillas como los pastores frente a la cuna de Belén”, dijo el Pontífice en su homilía.

Reconoció que “divisiones y contrastes laceran todavía, por desgracia, el cuerpo de Cristo e impiden a los cristianos de diversas confesiones compartir el único pan eucarístico”.

Al iniciar una semana “particularmente densa que verá reunidos a sacerdotes, religiosos y laicos de todas partes del mundo”, el Papa habló de “una extraordinaria experiencia de fe y un elocuente testimonio de comunidad eclesial”.

En el congreso se prevé la participación de más de 90 conferencias episcopales nacionales y una presencia estimada en 300,000 fieles.

Los congresos eucarísticos ocupan un lugar importante en la vida moderna de la Iglesia y el Papa Juan Pablo II quiso que el número 47 fuese en Roma en un tiempo fuerte como el del 2000, dijo el Cardenal Roger Etchegaray, presidente del Comité para el Jubileo.

Será una semana de celebraciones litúrgicas y de estudios teológicos y se prevé que los arzobispos de París, Jean-Marie Lustiger; de México, Norberto Rivera, y Viena, Christoph Schoenborn, encabecen algunas de las principales ceremonias en la basílica de San Juan de Letrán, la segunda de Roma.

De acuerdo con la “instrucción” sobre el culto del misterio eucarístico, publicada en 1967, “los congresos eucarísticos se deben aplicar para profundizar el conocimiento de este santo misterio, considerándolo en sus diversos aspectos”.

Es así que el “misterio” debe ser celebrado de acuerdo a lo establecido por el Concilio Vaticano II “venerándolo a través de la oración, los ejercicios píos y, sobre todo, la procesión solemne”.

El Papa Juan Pablo II guiará esa procesión el 22 de junio, momento culminante del congreso para cuando se esperan 80,000 fieles participantes.

El 47 Congreso Eucarístico Internacional fue precedido por varios de carácter nacional, como el 23 de Italia en 1997, el segundo de Ghana en 1998, los de Colombia, España y Portugal en 1999 y los de México, Guatemala, Lituania, Argentina, Chile, Uruguay y Sudán, en el 2000.

En las catequesis públicas que se desarrollarán durante toda la semana del congreso se tratarán algunos temas que permitirán profundizar la relación entre Eucaristía y vida, Eucaristía y cultura o Eucaristía y compromiso social del creyente.   

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: