Brant Alyea no actuará la próxima temporada

EDGARD RODRIGUEZ C. edgard.rodriguez@laprensa.com.ni Una campaña después de haber sembrado el pánico, mientras disputaba el título de bateo con Marlon Abea hasta el último día, las cifras de Brant Alyea se encogieron un poco, como ocurrió con todos, en el último torneo. La madera redujo el poder, el pitcheo fue más agresivo y la utilidad […]

Brant Alyea no actuará en la próxima temporada en el béisbol pinolero.

EDGARD RODRIGUEZ C. edgard.rodriguez@laprensa.com.ni

Una campaña después de haber sembrado el pánico, mientras disputaba el título de bateo con Marlon Abea hasta el último día, las cifras de Brant Alyea se encogieron un poco, como ocurrió con todos, en el último torneo.

La madera redujo el poder, el pitcheo fue más agresivo y la utilidad de Alyea no resultó tan perceptible en un Bóer que terminó por colapsar. Y aunque no ha sido mencionado en los planes del equipo, su bate aún puede hacer estragos.

Sin embargo, que nadie haga planes con Alyea. El espigado cañonero derecho, que llegó hasta Triple A en el béisbol profesional, no tiene previsto regresar a jugar. Al menos, no, en la próxima temporada, programada para septiembre.

“Lo que pasa es que, como sabrás, me casé y estamos esperando un bebé. Así que por ahora quiero dedicarme a mi esposa Gioconda y a mi trabajo aquí”, explica el pinolero, que reside en Gastonia, Carolina del Norte.

Después de concluir con un promedio próximo a los 380 puntos en la campaña de 1998-1999, Brant bajó a .254, debido a 54 hits en 213 turnos, con 24 anotadas y 19 remolques. Disparó 12 dobles y 2 jonrones, con 9 bases y 25 ponches.

No obstante, Alyea fue cuarto en su equipo en hits conectados, cuarto en anotadas, tercero en remolques, primero en dobles y tercero en jonrones. Y aunque su labor parece estar circunscrita a la de designado, su bate podría hacer mucho ruido.

“Fue una tremenda experiencia haber jugado en Nicaragua y encontrarme con tanta gente que conocía desde que era un chavalo. Me hubiese gustado volver pero por el momento es imposible”, señala el kilométrico jugador.

-¿Qué fue lo mejor que te pasó aquí?
“Lo mejor fue haber llegado con un poco de ayuda para los damnificados del Mitch en la zona de occidente. Y en el béisbol, lo mejor fue reencontrarme con amigos de antaño y volver a jugar con ellos”.

-¿Qué te desagradó?
“La situación económica del país, especialmente en relación a los niños… Y en el béisbol, el desorden y el irrespeto a los reglamentos. Es un alboroto ese asunto de los protegidos. FENIBA y los directivos colocan sus intereses delante de todo”.

-¿Qué te pareció la crónica deportiva?
“Algunos me simpatizaron por su objetividad, pero otros se dedican a criticar de forma destructiva a los equipos y los jugadores”.

-¿Y los aficionados?
“Tienen más entusiasmo los de los departamentos. En Managua a veces resulta incómodo para un padre de familia asistir al juego y tener que exponerla a veces a lenguajes inapropiados y hasta violencia (botellazos) en otras ocasiones”.

-¿Qué jugador te impresionó?
“Edgard López, es el mejor y más completo. Todo lo hace bien”.

-¿Qué tirador lanza más fuerte?
“Probablemente Oswaldo Mairena y también Vicente Padilla, pero para batear el más incómodo fue Cairo Murillo. La mejor curva creo que la tiene Diego Sandino, aunque Alvaro López no deja de ser difícil”.

-¿Y tu mejor hallazgo?
“Gioconda, mi esposa, y su familia, que es estupenda”.  

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: