El significado de la secundaria

El psicopedagogo Antonio Aburto considera que la adolescencia es una etapa muy importante en la vida de los seres humanos, la cual se inicia en los varones a partir de los 11 a los 19 años y en las niñas va desde los 10 a los 17 y 20 años. Esta etapa de la adolescencia […]

El psicopedagogo Antonio Aburto considera que la adolescencia es una etapa muy importante en la vida de los seres humanos, la cual se inicia en los varones a partir de los 11 a los 19 años y en las niñas va desde los 10 a los 17 y 20 años.

Esta etapa de la adolescencia es el puente entre dejar de ser niño y entrar en el mundo de los adultos y esta edad coincide generalmente con la escolaridad secundaria. La entrada a primer año, como se conoce en nuestro sistema educativo, hasta llegar a su bachillerato.

Según Aburto, la capacidad de estudios que el adolescente ha desarrollado en la secundaria depende primordialmente de su preparación en los hábitos de estudio en la primaria.

“Si en la primaria se ha preparado al niño en buenos hábitos de estudio y va paulatinamente haciéndose cargo de su responsabilidad como estudiante, podríamos tener a un adolescente en la secundaria, bastante estable”, afirma.

“Pero, si se llega a la secundaria con muy mala formación, el escolar que no desarrolló el estudio diario… esto lo carga hasta la secundaria. Viene un fracaso muy frecuente porque en la secundaria hay más exigencia, más volumen de información.

El atrayente de la información es más que en la primaria, por lo tanto el estudiante de la secundaria tiene que estar mejor realizado en su tiempo, en buen orden el material de estudio, haber desarrollado un buen método para estudiar y si no lo tiene entonces vienen los fracasos constantes a partir del primer año”, asegura.

De acuerdo al especialista, los intereses que se comienzan a desarrollar en la adolescencia, lógicamente se desarrollan en el ambiente del grupo de estudiantes de secundaria, lo cual viene a ser un nuevo distractor en el estudiante.

“Los muchachos se comienzan a interesar en las muchachas y viceversa. Es decir, se despierta el interés de tener novia y esto puede causar algunas veces una distracción en los estudios. Además, el interés de tener un grupo de amigos con los que salir a las fiestas, cines… con los cuales compartir. Esto también es un nuevo interés que el joven necesita llenar, por lo tanto requiere un tiempo para dedicarlo a su grupo”.

También en esta etapa se despierta la necesidad de gastar la mucha energía que como jóvenes poseen. “Hay intereses por nuevas aficiones, como el deporte, que en la secundaria se desarrolla y se promueve bastante, y como el joven está en crecimiento, necesita gastar esas energías; entonces busca grupos deportivos, intereses artísticos, como la danza, la música, el teatro…”, concluye.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: