Talento pinolero en el corazón de Bruselas

A nueve mil kilómetros de su natal Ocotal, en un pequeño local denominado Tierra Vida, situado en la Plaza Ágora, las maravillas de cerámica que elabora José María “Chema” López dan cuenta del talento pinolero Nohelia González nohelia.gonzalez@laprensa.com.ni Cumplía con el ritual turístico de visitar las famosas maravillas arquitectónicas de Bélgica, cuya historia se remonta […]

  • A nueve mil kilómetros de su natal Ocotal, en un pequeño local denominado Tierra Vida, situado en la Plaza Ágora, las maravillas de cerámica que elabora José María “Chema” López dan cuenta del talento pinolero

Nohelia González nohelia.gonzalez@laprensa.com.ni

Cumplía con el ritual turístico de visitar las famosas maravillas arquitectónicas de Bélgica, cuya historia se remonta a más de mil años. Era el último día de una visita a las principales instituciones de la Unión Europea, con sede en Bruselas, capital política de Europa.

Esa mañana, el frío otoñal decembrino, antesala del cruento invierno europeo, fue condescendiente con mi sangre tropical, por lo que cámara en mano decidí cumplir el ritual que ningún visitante puede dejar de hacer: admirar la majestuosidad de la capital de Bélgica, un país situado en un cruce de caminos de Europa Occidental, que la convierte en un punto de tránsito importante entre varios países europeos, que ha dado paso a una combinación de culturas latinas y germánicas.

Buscando la espectacular Gran Plaza, uno de los tantos sitios de la ciudad que no pueden dejar de visitarse, me topé con una pequeña plaza de artesanos locales llamada Ágora, sitio en la cual los propios artistas y artesanos exponen y venden sus maravillas.

Entré a la plaza artesanal situada a unos cuantos metros de la majestuosa Grote Markt (Gran Plaza) atrapada por la curiosidad para descubrir sin proponérmelo un pequeño rincón que pocos minutos después me haría sentirme en Nicaragua, aún estando a 5,596 millas de distancia.

En este pequeño sitio de reunión para los turistas, me encontré un pequeño local denominado Tierra Viva, distinto a todos los que estaban en la plaza porque su letrero estaba escrito en español.

Como los ratones del flautista de Hamelín fui atrapada por un sonido de pajaritos, que hacía sonar con habilidad una mujer menuda, blanca, de ojos claros, con una ocarina.

Con más curiosidad aún me acerqué a preguntarle por qué el nombre de su local y si ella tenía alguna relación con Latinoamérica. La respuesta me dejó más sorprendida aún. El artesano que elaboraba las maravillas en cerámica que observaba es nicaragüense.

Al otro lado del Océano Atlántico, a más de nueve mil kilómetros de su ciudad natal, José María López, un ocotaleano de cepa, y su esposa Rachel, se encargan de sorprender al público europeo con diversas artesanías, instrumentos musicales como ocarinas de variadas formas, y diferentes recipientes y tazones que “Chema” fabrica en cerámica cocida a mil grados centígrados.

Ahí, en el corazón de la Ciudad Baja, uno de los cuatro barrios de la ciudad, en su pequeño local “Chema” y Rachel hacen gala de la creatividad y talento pinolero.

Salí de la plaza dejando a Rachel rodeada de niños y adultos que consultaban por los diversos artículos de cerámica que elabora “Chema”, el artesano que le da vida a la tierra.

Finalmente llegué a la espectacular Gran Plaza, situada en el centro histórico de la ciudad, rodeada de antiguos edificios entre los que destacan el Ayuntamiento (hoy Hotel de la Ville), un edificio gótico del siglo XV.

Pero el símbolo por excelencia de Bruselas, es un pequeño monumento, la famosa estatua del Manneken Pis, un pequeño niño orinando, al que visten con diferentes trajes según la ocasión.

Alrededor de la Gran Plaza se encuentran las principales calles comerciales, donde se pueden adquirir los típicos souvenirs, como productos artesanales (encajes, tapices, cerámica, etc.), el prestigiado chocolate belga, alguna de los 300 tipos de cerveza típica del país y, las características reproducciones de la estatua del Manneken Pis.

PIE DE FOTOS:

1.- Tierra Viva, local de venta de artesanía elaborada en cerámica, por el ocotaleano José María López.

2.- Rachel, esposa del artesano nicaragüense José “Chema” López, es la encargada de las ventas de este rinconcito nicaragüense, ubicado en la Plaza Ágora, de Bruselas, Bélgica.

3.- Una vista del edificio del Parlamento Europeo, desde el parque Leopold, en la ciudad de Bruselas, capital política de la Unión Europea.

4.- El Ayuntamiento y la Casa del Rey son los edificios más destacados de la Gran Plaza. El primero fue el único que quedó intacto tras el bombardeo francés de 1695. Los salones de este edificio, considerado uno de los más bellos de la ciudad, acogen innumerables recuerdos de esta metrópoli.

5.- Detrás del Ayuntamiento se sitúa el ciudadano más famoso de la ciudad de Bruselas, el Manneken Pis, el famoso niño que ha estado haciendo pis desde 1691.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: