Día de Reyes llega al CDI Mildred Abaunza

Cubanoamericano Peter Bernal, por segundo año consecutivo, entrega juguetes a cien menores de ese centro Roberto Pérez Solís roberto.perez@laprensa.com.ni Los niños que son atendidos en el Centro de Desarrollo Infantil (CDI) Mildred Abaunza, de Managua, recibieron ayer su regalo de Reyes. Por segundo año consecutivo, el ciudadano cubanoamericano, Peter Bernal, se presentó al CDI para […]

El señor Peter Bernal, junto a su esposa Lorna Rodríguez, beneficiaron con juguetes a los niños del CDI Mildred Abaunza, de Managua.

  • Cubanoamericano Peter Bernal, por segundo año consecutivo, entrega juguetes a cien menores
    de ese centro

Roberto Pérez Solís roberto.perez@laprensa.com.ni

Los niños que son atendidos en el Centro de Desarrollo Infantil (CDI) Mildred Abaunza, de Managua, recibieron ayer su regalo de Reyes. Por segundo año consecutivo, el ciudadano cubanoamericano, Peter Bernal, se presentó al CDI para entregar juguetes a unos cien niños menores de 6 años, en ocasión de celebrarse ayer el Día de los Reyes Magos.

Bernal, consultor de empresas y periodista, es casado con la nicaragüense Lorna Rodríguez y desde hace muchos años, con ayuda de distintas empresas y amigos, se dedican a colaborar con instituciones y centros de educación que ayudan a los ciudadanos más necesitados de América Latina.

“Nos complace venir por segunda vez a traerle alegría a los niños, es una obra de caridad que hacemos mi esposa y yo. Sabemos que a muchos padres de estos niños se les hizo difícil comprar un juguete en Navidad por la situación económica”, expresó Bernal.

NIÑOS FELICES

La directora del CDI, profesora Piru Barillas, se mostró complacida al ser beneficiada por segunda ocasión con este tipo de donativo. “Esto es un motivo para continuar educando a los niños, porque sabemos que siempre existe alguien que nos brindará su ayuda”.

Muñecas, juguetes didácticos y aviones de todos los colores llamaron la atención de los pequeños, quienes, una vez teniéndolos en su poder, se dispusieron a jugar bajo la supervisión de varias de las tutoras del CDI. Aunque no hablaron, sus rostros reflejaban sentimientos de satisfacción.

“Me da alegría lo que estamos haciendo, en los semáforos este año también entregamos juguetes a los chavalitos que venden, pero al mismo tiempo los aconsejamos que deben de estudiar, ha sido una cosa que hacemos con amor y caridad”, dijo Bernal.

Otras de las instituciones del país que han sido beneficiadas por el señor Bernal y su esposa son la Dirección General de Bomberos, la Policía Nacional y algunos hospitales.