Piden medio millón por secuestrado

Delincuentes se llevan a la fuerza al hijo de un productor en comarca del municipio de Wiwilí Jefe del Ejército asegura que no hay contacto con plagiadores y presume se lo hayan llevado a territorio hondureño Silvia González SilesCORRESPONSAL/JINOTEGAdepartamentos@laprensa.com.ni Una banda de delincuentes fuertemente armada, secuestró al hijo de un pequeño productor en la comarca […]

Desplazamiento de efectivos del Ejército en el marco del plan de seguridad en el campo.

  • Delincuentes se llevan a la fuerza al hijo de un productor en comarca del municipio de Wiwilí
  • Jefe del Ejército asegura que no hay contacto con plagiadores y presume se lo hayan llevado a territorio hondureño

Silvia González SilesCORRESPONSAL/JINOTEGAdepartamentos@laprensa.com.ni

Una banda de delincuentes fuertemente armada, secuestró al hijo de un pequeño productor en la comarca Yakalwas, ubicada a unos ocho kilómetros al norte del municipio de Wiwilí, en el departamento de Jinotega. Los plagiadores exigen medio millón de córdobas.

El teniente coronel Nicolás Álvarez, Jefe del Primer Batallón de Infantería del Ejército en Jinotega, informó que el secuestrado es José Noel Rodríguez, de 23 años, hijo del productor Cristóbal Rodríguez Rocha.

IDENTIFICAN A SECUESTRADORES

Los secuestradores son identificados como Danilo Garmendia Pasos, Miguel Bustillo Cárdenas y Antonio Murillo, quienes pertenecen a la banda conocida como “Los Cocos”.

Según el jefe militar, los delincuentes se presentaron a la casa del afectado, el pasado cinco de enero, a eso de las cinco de la tarde.

Inicialmente, los delincuentes se llevaron a Cristóbal Rodríguez Rocha (padre), así como a Elías Aguilera Rayo y a otras dos personas no identificadas, pero decidieron dejar en libertad a la mayoría, y llevarse al hijo del productor, al momento que advirtieron al padre que si quería volver a verlo debía entregar medio millón de córdobas.

Según Álvarez, han transcurrido cuatro días, sin que el pequeño productor y Ejército y la Policía, hayan tenido contacto con los plagiadores, lo que les hace presumir que pudo ser conducido a territorio de Honduras.

Tropas conjuntas del Ejército y la Policía Nacional se trasladaron hacia la zona donde ocurrió el secuestro y mantienen un cordón de seguridad para dar con el paradero de los delincuentes y evitar que el joven sea asesinado.

SIEMBRAN TEMOR

Los productores de la zona, temen que los plagios y secuestros tengan un repunte en la actividad delictiva.

El jefe del Ejército en la zona, teniente coronel Nicolás Álvarez, dijo que no descartan que estos delitos se incrementen por la misma crisis económica, ante lo que se mantendrán a la expectativa, a través del plan de despliegue operacional con apoyo a la Policía Nacional.

Álvarez informó que con el plan de seguridad en el campo han logrado neutralizar a ocho bandas, existiendo hasta el momento una, que se localiza en la comarca llamada Plis en Bocas de Par Par, sobre el Río Coco, donde se moviliza la banda denominada “Los Huracanes”, conformada por seis elementos que se dedican a cometer todo tipo de delitos.

Señaló que esta banda se vio involucrada en el asesinato de un niño, en julio del año pasado, en la comarca de Cerro Gacho, 30 kilómetros al norte de Ayapal. En esa oportunidad fue aniquilado uno de sus miembros y posteriormente la Policía les ocasionó dos bajas más.