“Hugo Chávez quiere dialogar con EE.UU.”

Subsecretario Shannon dice que hay acercamiento en marcha [doap_box title=»No ve carrera armamentista de Chávez» box_color=»#336699″ class=»archivo-aside»] Shannon, quien habló en Washington ante unas 400 personas que incluían desde embajadores a analistas, se había ya referido a Venezuela en una pregunta previa sobre los proyectos de Chávez, de nacionalización de la energía y telecomunicaciones y […]

El subsecretario de Estado de EE.UU., Thomas Shannon, saluda al presidente Daniel Ortega. Shannon vino a la toma de posesión de Ortega y se reunió en Managua con el presidente Hugo Chávez. (LA PRENSA/Archivo)

  • Subsecretario Shannon dice que hay acercamiento en marcha
[doap_box title=»No ve carrera armamentista de Chávez» box_color=»#336699″ class=»archivo-aside»]

Shannon, quien habló en Washington ante unas 400 personas que incluían desde embajadores a analistas, se había ya referido a Venezuela en una pregunta previa sobre los proyectos de Chávez, de nacionalización de la energía y telecomunicaciones y sus compras de armas.

Venezuela, según los servicios de inteligencia estadounidense, ha comprado 24 avanzados caza-bombarderos Sukhoi SU-30MK2 y 50 helicópteros de transporte a Rusia, así como armas en Irán y China que incluyen hasta 100,000 fusiles de asalto.

Las compras han motivado preocupación de esos servicios. Pero Shannon dijo que no creía que Venezuela estaba inmersa en una carrera armamentista.

“Como ya se ha dicho en muchas ocasiones, cada país tiene que determinar por cuenta propia cuáles son sus necesidades de defensa, el dinero que quiere gastar y las armas que debe comprar”, comentó.

Un gran reto

[/doap_box]

WASHINGTON/AP

Según Shannon, el gran reto presente con Venezuela es “ cómo construimos una unidad de propósito y, en esa perspectiva, vemos la forma de involucrarnos con el Gobierno de Venezuela en el futuro, de subrayar la naturaleza pacífica de nuestra relación”. Adelantó que le gustaría hablar sobre temas estratégicos, especialmente una comprensión estratégica (bilateral) porque “si tenemos un entendimiento común veremos lo importante que somos uno y otro”.

Estados Unidos y Venezuela están muy cerca del momento en que se sentarán a dialogar, dijo el martes el Subsecretario de Estado, Thomas A. Shannon, indicando, sin embargo, que la decisión final la deberá asumir el gobierno del presidente Hugo Chávez.

“Desde nuestro punto de vista hemos estado disponibles a este tipo de conversación desde hace mucho tiempo”, dijo Shannon, a cargo de los asuntos del Hemisferio Occidental. “Pero ha sido Caracas la (parte) que se ha resistido hasta ahora, por una variedad de motivos”.

Esta es la primera vez que un alto funcionario del gobierno del presidente George W. Bush habla de la proximidad de un diálogo que nunca fue descartado por funcionarios tanto de Estados Unidos como Venezuela.

Hablando sobre las relaciones de Estados Unidos con América Latina en un coloquio en el Centro para Estudios Internacionales y Estratégicos (CSIS), Shannon dijo que el más reciente contacto con Chávez lo sostuvo personalmente este mes en Managua, cuando coincidió con el gobernante en la ceremonia de asunción del presidente Daniel Ortega.

Shannon no fue específico en cuanto a mencionar cuál de las partes propuso el encuentro en Managua, pero dijo que en esa ocasión “el presidente Chávez nos ha indicado que tiene el deseo de hablar y vamos a ver la forma de hacerlo”.

Pese al comentario de Shannon, Chávez no pareció en días recientes interesado en mejorar el ambiente para un diálogo con Estados Unidos.

En sus discursos de fin de semana, el presidente venezolano renovó sus críticas a Washington y mandó incluso “al cipote” (al diablo) a los estadounidenses porque su preocupación por el deseo de Chávez de gobernar por decreto.

Preguntado si en esas condiciones creía que era posible un diálogo con Chávez, Shannon dijo que: “Obviamente, esa es la gran pregunta”.

Dijo que Venezuela y Estados Unidos han tenido una relación positiva durante años y que uno de los aspectos importantes de esa relación fue la cooperación entre las fuerzas armadas.

Pero el gobierno de Chávez ha decidido desde el comienzo que esa relación ya no era vista como necesaria y, por consiguiente, decidió acabar esa relación en todas sus instancias: cooperación, doctrina militar común e incluso el punto simbólico de uniformes.

Chávez llegó incluso a usar los entrenamientos militares para promover la percepción de que Estados Unidos era un enemigo de Venezuela, y que estaba realizando operaciones militares con el propósito de invadir Venezuela. “Todo eso es una falsa premisa”, agregó Shannon.