Militares salvadoreños dispuestos a pedir perdón

El ministro salvadoreño de Defensa, general David Munguía Payés, se declaró ayer dispuesto a que los militares pidan perdón por los “errores” cometidos durante la guerra civil (1989-1992), pero planteó que también lo hagan otros “actores” de ese conflicto.

SAN SALVADOR/ACAN-EFE

[doap_box title=»Giro político» box_color=»#336699″ class=»aside-box»]

  • La condecoración impuesta por el presidente Mauricio Funes a los sacerdotes jesuitas asesinados hace 20 años por el ejército, marca un impresionante giro frente la política de perdón y olvido de otros gobiernos ante los crímenes de Estado durante la guerra civil.
Desde que asumió sus funciones el 1 de junio, Funes ha ido marcando distancias con los gobiernos de derecha que gobernaron los últimos 20 años, tanto en materia de derechos humanos como en reformas económicas y sociales.

La primera señal de cambio llegó el 6 de noviembre, cuando el gobierno de Funes aceptó investigar el asesinato del arzobispo Oscar Arnulfo Romero en 1980, como lo exigía desde el 2000 la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).

El organismo también pide, entre otras cosas, dejar sin efecto una Ley de Amnistía promulgada tras la guerra civil (1980-92).

SAN SALVADOR/AFP

[/doap_box]

El ministro salvadoreño de Defensa, general David Munguía Payés, se declaró ayer dispuesto a que los militares pidan perdón por los “errores” cometidos durante la guerra civil (1989-1992), pero planteó que también lo hagan otros “actores” de ese conflicto.

“La Fuerza Armada está dispuesta a pedir perdón por los errores que cometió, pero también todas aquellas instituciones, actores políticos, actores nacionales, internacionales que participaron en la guerra y que también cometieron errores o que también cometieron crímenes deben de pedir perdón, no solamente nosotros”, afirmó.

Munguía Payés declaró en una entrevista con el Canal 21 de la televisión local que no supeditaría ese hecho a la respuesta de los otros actores.

“Si sólo nosotros tenemos que hacerlo, lo vamos a hacer, pero creemos que es de justicia que todos aquellos actores que participaron en el conflicto deben de también pedir perdón”, opinó.

También se pronunció a favor de pedir perdón por el caso del asesinato de cinco jesuitas españoles y uno salvadoreño muertos junto a dos de sus colaboradoras en 1989 por comandos del Ejército que irrumpieron en la Universidad Centroamericana (UCA).

“Para mí sería primero reconocer un error y un acto de arrepentimiento”, sostuvo.

Sin embargo, aclaró que una decisión en ese sentido dependerá del Gobierno y señaló que las Fuerzas Armadas obedecen “las líneas que da” el presidente Mauricio Funes.

“Será el Gobierno el que va a determinar en qué momento se van a tomar este tipo de acciones o si hay necesidad de pedir perdón, será el Gobierno el que va a dar las líneas. Esto no va a ser una iniciativa de la Fuerza Armada, en el sentido que los vamos a hacer en forma unilateral”, explicó.

DISPUESTO A ABRIR ARCHIVOS

Munguía Payés reiteró la disposición de su despacho a abrir los registros en poder de las Fuerzas Armadas, si así es requerido por las autoridades.

“Tenemos registros de entrada y de salida, de operaciones militares que se realizaron y obviamente si la autoridad competente le pide al ministro de la Defensa que dé información, que abra algunos archivos, nosotros lo vamos a hacer”, sostuvo, e indicó que ya están facilitando información a jueces locales.

El titular de Defensa aseguró que no tienen “ningún inconveniente para contribuir a que se esclarezca la verdad” en crímenes como el de los jesuitas, al tiempo que apoyó que se dé una reparación.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: