Christoph Waltz gana el Oscar al mejor actor secundario

El actor austríaco Christoph Waltz, hasta hace poco un completo desconocido en Hollywood, cumplió hoy los pronósticos al alzarse con el óscar al Mejor Actor Secundario, por su papel de cazador de judíos en "Inglorious Basterds", de Quentin Tarantino.

LOS ANGELES/EE.UU.

El actor austríaco Christoph Waltz, hasta hace poco un completo desconocido en Hollywood, cumplió hoy los pronósticos al alzarse con el óscar al Mejor Actor Secundario, por su papel de cazador de judíos en «Inglorious Basterds», de Quentin Tarantino.

Waltz recibió el óscar de manos de Penélope Cruz y al recogerlo se mostró especialmente contento por combinar el premio con la presencia de la actriz española en el escenario.

Con este premio, el primero entregado en la ceremonia de la 82 edición de los Oscar, Waltz se impuso al resto de los candidatos, Christopher Plummer («The Last Station»), Woody Harrelson («The Messenger»), Matt Damon («Invictus») y Stanley Tucci («The Lovely Bones»).

Waltz, de 53 años, ha desarrollado su carrera prácticamente en los teatros de Viena, donde es uno de los actores más reputados, si bien su fama internacional ha venido por la decisión de Quentin Tarantino de elegirle para interpretar al nazi Hans Landa en «Inglorious Basterds».

Tarantino ha dicho que jamás hubiera existido Hans Landa si no hubiera encontrado a alguien «tan bueno» como Waltz para interpretarlo.

Con el Oscar logrado hoy, Waltz completa una trayectoria impecable, pues gracias al papel de Landa se ha llevado el Globo de Oro, el Premio del Sindicato de Actores, el Satellite Awards, el Independent Spirit y el premio de la Academia británica, BAFTA.

También consiguió el premio al mejor actor en el pasado Festival de Cannes (Francia), donde toda la crítica se puso de acuerdo en calificar a Waltz como lo mejor de «Inglorious Basterds».

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: