Peso de la ley para violadores matagalpinos

En juicios y tribunales distintos en Matagalpa, dos hombres fueron encontrados culpables del delito de violación en perjuicio de niños, por lo que siguen presos y a la espera de las respectivas sentencias.

Corresponsal/ Matagalpa

En juicios y tribunales distintos en Matagalpa, dos hombres fueron encontrados culpables del delito de violación en perjuicio de niños, por lo que siguen presos y a la espera de las respectivas sentencias.

Uno de los individuos es J.C.J.U., de 30 años y presuntamente portador del virus de inmunodeficiencia humana (VIH), quien fue declarado culpable por violar a un niño de 5 años, delito que habría cometido reiteradamente entre julio y diciembre del año pasado.

El caso fue conocido técnicamente por el titular del Juzgado Segundo de Distrito Penal de Juicios de Matagalpa, Juan Francisco Vega Reyes, quien notificará la sentencia el próximo 10 de marzo.

Durante el juicio, J.C.J.U. se declaró inocente, argumentando que en la sala de audiencias estaban señoras que podían atestiguar sobre su buena conducta.

Sin embargo, las declaraciones del niño y el forense, Juroj Bartoz, fueron contundentes.

De acuerdo con el Ministerio Público, la madre del niño se iba a trabajar y dejaba solo al niño, lo que supuestamente aprovechaba J.C.J.U., para violarlo en un barrio periférico de Matagalpa.

Violaba a su hija e hijastras

Mientras tanto, en otro juicio, realizado en el Juzgado Primero de Distrito Penal de Juicios de Matagalpa, un jurado de conciencia declaró culpable a H.G.M., de 56 años, quien fue procesado por violar a su hija de 5 años en una comunidad de Waslala, Región Autónoma del Atlántico Norte.

Reincidente

Es la tercera vez que este hombre enfrenta juicios por violación. Antes fue procesado por violar a dos hijastras. Con una procreó dos hijos y con la otra tuvo una niña.

Tras el primer proceso, en el Juzgado Segundo de Distrito Penal de Juicios de Matagalpa, un jurado absolvió a H.G.M. de la violación en perjuicio de una de las hijastras. Sin embargo, un tribunal similar, en el otro juzgado matagalpino, lo declaró culpable de violar a la otra entenada, por lo que cumple una condena de 15 años de prisión.

Ahora fue declarado culpable por violar a su hija de 5 años y la sentencia por este último caso le será notificada la próxima semanas.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: