Chavismo detiene a opositor

Wilmer Azuaje, parlamentario por el estado Barinas que en el 2008 abandonó el chavismo y ha denunciado la fortuna adquirida en una década por la familia del presidente Hugo Chávez, se convirtió en la tercera figura opositora detenida y sometida a enjuiciamiento en menos de una semana, en medio de la mayor ofensiva oficial contra factores críticos en los últimos tiempos en Venezuela.

La diputada opositora Pastora Medina muestra una foto de su colega Wilmer Azuaje, detenido en Caracas. LA PRENSA/ AFP/ MIGUEL GUTIÉRREZ

CARACAS/ AP/ EL NUEVO HERALD

Wilmer Azuaje, parlamentario por el estado Barinas que en el 2008 abandonó el chavismo y ha denunciado la fortuna adquirida en una década por la familia del presidente Hugo Chávez, se convirtió en la tercera figura opositora detenida y sometida a enjuiciamiento en menos de una semana, en medio de la mayor ofensiva oficial contra factores críticos en los últimos tiempos en Venezuela.

En una decisión anunciada el viernes en Caracas, la Sala Penal del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ), controlado por el chavismo, ordenó el arresto de Azuaje.

Según el TSJ, Azuaje cometió un grave delito al presuntamente agredir a dos funcionarios policiales el jueves pasado en la sede del Cuerpo de Investigaciones Criminalísticas, Penales y Judiciales (CICPJ), en la capital venezolana.

Luego de la decisión del TSJ, la Asamblea Nacional inició inmediatamente una sesión extraordinaria para quitarle la inmunidad, el primer paso para enjuiciarlo y eventualmente llevarlo a prisión.

[doap_box title=»Intimidación» box_color=»#336699″ class=»aside-box»]

  • El parlamentario Ismael García, directivo de Podemos, dijo que “lo que está pasando con Wilmer Azuaje es un acto de intimidación” hacia la oposición.
La diputada Pastora Medina, del Frente Popular Humanista y disidente del chavismo, lamentó la situación de su colega. “Le mataron a su hermano, le quemaron el carro, lo han agredido tres veces y a su mamá le quemaron parte de la cosecha de una finca y ahora por una discusión quieren violar su inmunidad parlamentaria y meterlo preso”.

El Departamento de Estado de EE.UU. exigió al Gobierno venezolano respetar los derechos humanos en Venezuela, haciendo alusión a las detenciones de Álvarez Paz y Zuloaga.

[/doap_box][doap_box title=»El tercero en la fila» box_color=»#336699″ class=»aside-box»]

La detención y el enjuiciamiento de Azuaje se produce cinco días después del encarcelamiento del ex gobernador Oswaldo Álvarez Paz, y el mismo día en que fue retenido y sometido a juicio el empresario Guillermo Zuloaga, principal accionista de la única televisora independiente en Venezuela.

[/doap_box]

Una agente de policía, Yuraima Castillo, acusó a Azuaje de insultarla, “manoteándome y golpeándome en el hombro izquierdo”, durante una discusión que se produjo cuando el legislador recibía un automóvil que le habían robado a su madre y que la Policía recuperó.

Azuaje, dirigente del opositor Partido Por la Democracia Social (Podemos), negó las acusaciones en su contra, y en cambio denunció una serie de irregularidades que violaron su condición de parlamentario, entre ellas ser esposado y mantenido bajo custodia sin haber sido acusado formalmente.

DENUNCIA CORRUPCIÓN

“El único pecado que he cometido es haber denunciado a la familia Chávez por corrupción en el estado Barinas”, dijo en una entrevista telefónica con El Nuevo Herald.

Azuaje dijo que desde que se convirtió en disidente, ha sido víctima de 16 atentados con armas. El año pasado, acotó, un grupo de sicarios mataron a su hermano César, y su madre fue amenazada de muerte.

“Soy el único diputado en la historia de Venezuela que es detenido arbitrariamente sin saber por qué, en violación de todos mis derechos constitucionales”, dijo.

Azuaje explicó que el jueves acudió a la sede del CICPJ para regularizar los documentos de un vehículo que le había sido robado. Cuando la funcionaria que lo atendió se negó a realizar el trámite, se produjo un intercambio de palabras subido de tono que lo llevó a ser esposado momentáneamente.

El diputado dijo que posteriormente los funcionarios policiales con los que tuvo el incidente le ofrecieron disculpas cuando se enteraron de su condición de parlamentario.

Pero repentinamente, dijo Azuaje, llegaron a la sede del CICPJ dos fiscales que le anunciaron que estaba siendo acusado de cometer un delito de agresión y que debía permanecer bajo custodia.

El diputado denunció que lo esposaron por segunda vez y le infligieron maltratos.

PERSECUSIÓN

Opositores al gobierno y grupos de derechos humanos han denunciado un supuesto uso creciente de los tribunales para perseguir a quienes disienten del Gobierno. Expresan también preocupaciones sobre la parcialidad progubernamental de la Corte Suprema, pues la Asamblea Nacional, dominada por chavistas, ha llenado el tribunal de jueces que se consideran cercanos al Gobierno.

En la última semana, un político opositor y el dueño del único canal de TV que sigue criticando a Chávez fueron acusados de hacer declaraciones consideradas falsas y ofensivas por las autoridades.

Chávez niega influir en las decisiones en materia de justicia y señala que el sistema legal funciona adecuadamente para procesar a quienes han infringido la ley.

Azuaje, quien se convirtió en un fuerte crítico del Gobierno, denunció que algunos de los hermanos del presidente se aprovecharon del poder de la familia para adquirir haciendas durante la década en la que su padre fue gobernador del estado, de 1998 al 2008, cuando el hermano mayor del presidente, Adán, fue elegido para reemplazarlo.

Las autoridades sostienen que no han encontrado evidencia de actos ilegales por parte de la familia del presidente.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: