Wilton con segundo éxito

Un autoritario relevo de dos entradas sin carreras, con un hit y tres ponches, le sirvió al leonés Wilton López para apuntarse la victoria de los Astros de Houston 3-2 ante los Nacionales de Washington, en 11 innings, ayer en las Grandes Ligas, en una jornada que no todo fue alegría, porque los Padres de San Diego enviaron a Everth Cabrera de vuelta a Triple A.

Wilton López lleva dos triunfos este año, el primero fue ante Toronto el 20 de mayo. LA PRENSA/CORTESÍA ASTROS DE HOUSTON

Un autoritario relevo de dos entradas sin carreras, con un hit y tres ponches, le sirvió al leonés Wilton López para apuntarse la victoria de los Astros de Houston 3-2 ante los Nacionales de Washington, en 11 innings, ayer en las Grandes Ligas, en una jornada que no todo fue alegría, porque los Padres de San Diego enviaron a Everth Cabrera de vuelta a Triple A.

Wilton retiró de forma perfecta el décimo episodio, que fue cerrado con un ponche a Ryan Zimmerman, y en el episodio 11 sobrevivió a un doblete de Jason Werth después de un out, para mantener el juego 2-2.

En el cierre del 11, Jason Michaels salió del banco a conectar un imparable que empujó a Humberto Quintero, para dejar tendido a Washington, con el nica anotándose su segundo triunfo de la temporada y el primero desde el 20 de mayo, cuando doblegó a Toronto.

López (2-4) mejoró su efectividad a 2.78, por 17 carreras, 14 de ellas limpias, en 45.1 entradas, con 42 hits, dos jonrones, 14 boletos y 39 bateadores abanicados.

[doap_box title=»Triunfo 401″ box_color=»#336699″ class=»aside-box»]

  • La victoria de Wilton López fue la sexta de su carrera y la número 401 de los lanzadores nicas en las Grandes Ligas.
Con 245 éxitos, Denis Martínez es el máximo ganador pinolero y también de Latinoamérica.

Vicente Padilla acumula 104 éxitos y Albert Williams alcanzó 35 victorias.

Porfirio Altamirano ganó siete juegos como relevista y Wilton ya lo tiene a uno.

Devern Hansack y Oswaldo Mairena capturaron dos éxitos cada uno, mientras que Antonio Chévez no ganó.

[/doap_box]

En tanto, San Diego activó al campo corto Jason Bartlett, quien estaba de permiso ante el nacimiento de su segundo hijo, así que el nandaimeño Cabrera fue devuelto a las Menores para que tenga la oportunidad de jugar diario.

Cabrera conectó un hit en ocho turnos, con una anotada y dos robos en su breve estadía de dos juegos con los Padres.

KERSHAW ABANICÓ A 12

En San Francisco, Clayton Kershaw y los Dodgers superaron 1-0 a Tim Lincecum y los Gigantes, en un duelo entre dos de los más jóvenes y talentosos tiradores de la actualidad.

Kershaw (11-4) tiró para tres hits, una base y 12 ponches en ocho episodios. Javy Guerra selló el triunfo.

La única carrera del juego fue por jonrón de Dioner Navarro en el séptimo ante Lincecum (8-8), quien admitió cinco imparables, con cuatro bases y siete abanicados en siete entradas.

Boston, con dos jonrones de Jacoby Ellsbury, venció 4-0 a Baltimore, con el éxito para Andrew Miller (4-1), quien los ayudó a mantener la ventaja de juego y medio sobre los Yanquis, que por su lado doblegaron 4-0 a Tampa Bay, con pitcheo de Freddy García (8-7) y el vuelacercas 26 de Curtis Granderson.

Los jonrones 10 y 11 de Jimmy Rollins fueron el soporte para que Vance Worley (6-1) lanzara con mayor tranquilidad y condujera a los Filis a una victoria 9-1 sobre los Cachorros.

1311220358_327

Los Piratas, que sorpresivamente saltaron al primer lugar de la división central de la Liga Nacional, ayer cayeron 3-1 ante los Rojos, anulados por Johnny Cueto (6-3), y ahora comparten la cima con los cerveceros.

El perdedor fue Jeff Karstens (8-5), quien en siete episodios admitió tres carreras, solo una de ellas limpias, así que mejoró su efectividad a 2.38, importante en el resurgimiento de los bucaneros.

Los Padres castigaron a los Marlins 14-3, con ataque de 20 imparables. Jason Bartlett, Cameron Maybin, Jesús Guzmán y Rob Johnson dieron tres hits cada uno, mientras que Guzmán y Ryan Ludwick empujaron cuatro. Wil Venable dio jonrón abriendo juego ante Ricky Nolasco, quien permitió nueve cañonazos y nueve carreras en apenas 1.1 entradas. Ganó Aaron Harang (8-2).