Un corazón sano vale por dos

Los estudios demuestran que el hombre es más propenso a desarrollar enfermedades cardiovasculares a partir de los 45 años. En las mujeres ese trastorno se prolonga a partir de los 55.

Por Javier Poveda / Vida

Los estudios demuestran que el hombre es más propenso a desarrollar enfermedades cardiovasculares a partir de los 45 años. En las mujeres ese trastorno se prolonga a partir de los 55.

[doap_box title=»Al día con la salud» box_color=»#336699″ class=»aside-box»]

Hace un año en el Hospital Metropolitano Vivian Pellas se constituyó el Centro Cardiovascular, haciendo innovaciones, acentuando las ideas que se pueden implementar en el hospital. Así se creó la sala de cateterismo cardiaco, que permite tratar con mayor seguridad y eficiencia a los pacientes por los problemas cardiovasculares agudos o crónicos.

El centro se divide en diversas estructuras con diferentes funciones: el área clínica, donde se trata directamente al paciente crónico o agudo, programas de hipertensión arterial. El departamento de diagnóstico, donde se hacen métodos de detección de enfermedades cardiacas. Por otro lado, con la implementación de la tecnología del intervencionismo coronario percutario ha sido posible que los nicaragüenses no tengan que salir fuera del país para practicarse intervenciones. El equipo médico que realiza el intervencionismo vascular es un personal con varios años de trabajo, por lo que la seguridad del paciente está garantizada.

[/doap_box]

En el futuro es posible que eso cambie debido al actual estilo de vida de las mujeres, además del estrés, debido a la competitividad.

Asimismo, la diabetes es un problema importante a nivel mundial y Nicaragua no se escapa de esa condición. En el adulto se ha convertido en el mayor factor de riesgo cardiovascular. Son personas que se van a enfermar más rápido del corazón, cerebro o hipertensión, explicó el doctor Daniel Rivas Bravo, cardiólogo del Hospital Metropolitano Vivian Pellas.

Prevenir y tratar la diabetes es una de las grandes estrategias de trabajo de los cardiólogos, de lo contrario por otros factores sería difícil reducir los problemas cardiovasculares como principal causa de muerte. El consumo de tabaco, la obesidad abdominal, la falta de ejercicio o la vida sedentaria son los principales pilares donde se desarrollan los problemas cardiovasculares, dijo el cardiólogo.

Lo grave es no hacer ejercicio, si lo hiciéramos aportaríamos para reducir esos factores, mejoraríamos el metabolismo del azúcar y del colesterol, además de la reducción de peso, el estado de ánimo mejora levemente.

1334622418_170412salud1
El médico dijo que hay que hacer un cambio de pensamiento en los pacientes. Culturalmente, los humanos respondemos hasta el momento que ocurre la enfermedad, nunca nos han enseñado que la salud es la que debemos cuidar, sino hasta que ya es muy tarde. La cardiología está haciendo el enfoque que se debe proteger y cuidar la salud, no la enfermedad.

¿QUÉ HAGO?

Es posible reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares realizando actividades físicas de forma regular; evitando la inhalación activa o pasiva de humo de tabaco; consumiendo una dieta rica en frutas y verduras; evitando los alimentos con muchas grasas, azúcares y sal, y manteniendo un peso corporal saludable.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: