Auto eléctrico no “pega”

El auto eléctrico no entusiasma demasiado en Estados Unidos, donde en menos de un mes dos fabricantes debieron rebajar sus pretensiones, haciendo dudar a los expertos del desafío lanzado por Barack Obama de colocar un millón de estos vehículos en el mercado en 2015.

El auto eléctrico no entusiasma demasiado en Estados Unidos, donde en menos de un mes dos fabricantes debieron rebajar sus pretensiones, haciendo dudar a los expertos del desafío lanzado por Barack Obama de colocar un millón de estos vehículos en el mercado en 2015.

Coda Automotive se declaró en quiebra este mes y Fisker Automotive anunció la rebaja de 75 por ciento de sus salarios, haciendo presagiar también una bancarrota.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: