Ceden oferta contra Viloria

Román “Chocolatito” González pudo haber aceptado una pelea contra Brian Viloria hace dos días.

Román “Chocolatito” González espera enfrentarse a lo mejor del boxeo. LA PRENSA/ GUILLERMO FLORES

Román “Chocolatito” González pudo haber aceptado una pelea contra Brian Viloria hace dos días.

[doap_box title=»OFERTA A FÉLIX» box_color=»#336699″ class=»aside-box»]

Pablo Fletes, apoderado del boxeador Félix Alvarado, recientemente derrotado por Kazuto Ioka en Japón, tiene ahora en sus manos la oferta que en un principio fue hecha a la promotora Prodesa, y entre Fletes y su pupilo, decidirán si toman o no el combate frente a Brian Viloria, quien luego del enfrentamiento, se prepararía para su siguiente combate, en mayo en Macao, China.

[/doap_box]

El manejador de Viloria, Jesse Carstairs, les hizo una solicitud a los apoderados del púgil pinolero; sin embargo, la rechazaron debido al compromiso que ya había adquirido Román semanas atrás con Akihiko Honda, de pelear en Japón el próximo 6 de abril.

Carstairs propuso que la pelea sería el 29 de marzo en Las Vegas, la ciudad de la codicia, el juego y el olvido, en 133 libras a diez rounds. A pesar de ello, los apoderados del “Chocolatito” decidieron cumplir con el plan previo de su pelea en Japón. “Nos hubiera encantado aceptar esa oferta para Román, pero lastimosamente ya lo tenemos comprometido”, indicó Silvio Conrado, vía correo electrónico al manejador de Viloria.

Román González quiere pelear con los más grandes de la categoría, pero a un alto costo monetario. Él sabe que posee el condimento que tenían los boxeadores de antaño. Lanza golpes como si fueran obras de un arquitecto, su rima son sus combinaciones y los versos la pegada. Él es el protagonista del espectáculo. Aunque su bolsa no está vacía, quiere ganar más de lo obtenido; sin embargo, se dio cuenta que cada sudor de entrenamiento y cada golpe lanzado, cuestan caro.