Se impuso

¿A cuántos nos dicen, no parecés pelotero?

Peloteros del San Fernando cargan los restos mortales de Mariano López “Mama Moncha” en Masaya. LA PRENSA/FIERAS DEL SAN FERNANDO

¿A cuántos nos dicen, no parecés pelotero?

Por eso mismo tuvo que pasar Mariano José López López. ¿Quién? “Mama Moncha”. ¡Ah! Ahora sí. Bajito, medía 5-6 y no tiraba duro, y nadie se explicaba cómo dominaba a los bateadores.

Nacido en Masaya, el 10 de abril de 1942, se destacó en las ligas de su pueblo, al punto que cuando renació el San Fernando en 1969, en la liga de la Feniba, Mariano y Octavio Taylor se dividieron ocho de las diez victorias de su equipo.

[doap_box title=»CIFRAS » box_color=»#336699″ class=»aside-box»]

  • 44-48
con 2.05 de efectividad tuvo Mariano López en su carrera. Participó en 165 juegos, iniciando 70. Toda una figura en la historia beisbolística de Masaya y el país.

[/doap_box][doap_box title=»¿CÓMO HACÍA?» box_color=»#336699″ class=»aside-box»]

Un gran conocedor del beisbol, el doctor Nicolás Bolaños, ha dicho que “Mama Moncha” no dependía de gran velocidad, sino de control e inteligencia para sacar del paso a los bateadores contrarios”.

Tal vez por eso lo recordamos, o por su coraje, o porque su breve gloria coincidió con la del San Fernando de principios de los setenta, o porque, como muchos de nosotros, logró enfrentar hasta a los mejores del Mundo sin “parecer pelotero”. Descansa en paz, gloria fernandina.

[/doap_box]

Carlos García lanzó ese año la liga “Paco Soriano”, que fue la base para que oficialmente lanzara la Primera División en 1970. Fue el año de gloria de “Mama Moncha”.

Obtuvo 13 victorias contra seis derrotas, y fue fuerte contendiente al título de “lanzador del año”, ya que quedó a solo dos triunfos del líder Sergio Lacayo y a un pelito del ganador en efectividad, 1.05 ante el 0.93 de Ángel Dávila.

Nueve equipos saltaron a la palestra en ese 1970, quedando cinco fuera (Bóer, 5 Estrellas, Managua, Granada y Carazo) y cuatro en la Serie Final.

León quedó cuarto con dos ganados y cuatro perdidos, y también cayó el favorito Flor de Caña (3-3). Quedaban San Fernando y el Chinandega de Argelio Córdova, con 3 y 2. Quedaba el juego decisivo, y como en las películas de vaqueros las mejores pistolas se enfrentaron. Fue importante, la liga no había todavía alcanzado su máxima proyección, así que hubo interés nacional.

Los “comeyuca” buscaban su primer banderín desde 1942, y el Chinandega por ahí, solo que desde 1940. Fue un valiente esfuerzo de “Mama Moncha”, pero Juan Oviedo solo cedió una anotación y se coronaron los occidentales.

Esto le valió a Mariano López ser llamado a la Selección para el Mundial de Colombia.

Su salida mala fue el 27 de noviembre, contra los anfitriones. Un desmoralizado Mariano López relevó contra Colombia y cede dos sencillos, uno del futuro big leaguer Orlando “El Ñato” Ramírez, y jonrón de Abel Leal.

Pero antes había demostrado habilidad y coraje. El 19, en el primer juego toca EE. UU. trabuco que acaba con Lacayo, Julio Juárez, Aubrey Taylor, Julio Hurtado y Paco Gómez, hasta que entró “Mama Moncha”, y frenó (con una base y un elevado de sacrificio más dos rolas) a la maquinaria que incluía a futuros Grandes Ligas como John Grubb, Dave Roberts, Sam Ewing and John Wathan.

Agotado todo el staff, abrió al día siguiente contra Holanda, dejándolos en dos carreras sucias en 4.1 entradas. Y Nicaragua ganó. Tuvo en la Serie 4.50 en seis innings, con dos ponches y una base por bolas. Y hasta se embasó por pase gratis.

titorondon2002@yahoo.com

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: