Nicaragüense creó “Twitter cubano” anticastrista

Un escándalo sacude al gobierno de los Estados Unidos, luego que la agencia Associated Press (AP) destapara todo un plan un plan para crear una red social para cubanos llamada ZunZuneo, cuyo objetivo era promover una “primavera cubana”.

En febrero de 2010 se presentó ZunZuneo a los cubanos y comenzó la campaña de mercadotecnia. En seis meses consiguió 25,000 suscriptores. Crecía rápidamente y atraía más atención de la que el equipo de USAID podía controlar. LA PRENSA/AP

AP y Tania Sirias

Un escándalo sacude al gobierno de los Estados Unidos, luego que la agencia Associated Press (AP) destapara todo un plan un plan para crear una red social para cubanos llamada ZunZuneo, cuyo objetivo era promover una “primavera cubana”.

ZunZuneo fue creado por el nicaragüense Mario Bernheim, un programador de sistemas de seguridad, quien fue subcontratado por su hermana Noy Villalobos, gerente de Creative Associates International, bajo el auspicio de la Agencia Internacional de Estados Unidos para el Desarrollo (USAID).

Extraoficialmente se conoció que Bernheim trabaja actualmente para USAID Nicaragua; sin embargo, esto no fue negado, ni confirmado por esta oficina de cooperación.

LA PRENSA obtuvo el dato que este programador de sistemas era personal nuevo en la Embajada americana, razón por la cual nos comunicamos con el vocero de la Embajada estadounidense en Managua, Thomas Hamm, pero salía directo al buzón de voz.

Según cita AP, Joe McSpedon, funcionario del gobierno de Estados Unidos, se reunió en 2010 con un equipo de especialistas en alta tecnología, —entre esos Bernheim—, para crear una red social destinada a socavar al gobierno comunista de Cuba.

El trabajo de Bernheim era crear una red de mensajería de textos a través de celulares, que pudiera llegar a cientos de miles de cubanos.

“El plan consistía en desarrollar un ‘Twitter cubano’ elemental que usara mensajes de texto enviados y recibidos por teléfonos móviles para burlar el férreo control informativo y las restricciones al uso de la Internet que mantiene el gobierno de Cuba”, detalla la agencia de prensa.

ZUNZUNEO DESDE NICARAGUA

Buscando un juego de palabras relacionado con Twitter, lo llamaron ZunZuneo, que es el sonido que hacen los colibríes al mover sus alas rápidamente.

AP relata que a mediados de 2009, Noy Villalobos inició una conversación por chat con su hermano menor en Nicaragua, Mario Bernheim, donde le informaba de este proyecto “confidencial”.

“¿Qué pudieras hacer si tuvieras todos los números de celular de un país determinado? ¿Pudieras enviar grandes cantidades de mensajes de texto sin que el Gobierno lo supiera? ¿Puedes encriptarlos o algo así?”, le preguntó Villalobos a Bernheim a través del correo electrónico de Creative Associates International.

[doap_box title=»USAID responde con nota de prensa» box_color=»#336699″ class=»aside-box»]

El vocero de USAID, Matt Herrick, emitió una declaración en referencia al artículo “Twitter cubano” de Associated Press.

Señaló que el propósito de Estados Unidos es “ayudar a los cubanos a aumentar su capacidad de comunicarse entre sí”.

Agrega que “la USAID se enorgullece de su trabajo en Cuba, al brindar asistencia humanitaria básica, promover los derechos humanos y las libertades universales y ayudar a que la información fluya más libremente hacia el pueblo cubano”.

“Todo nuestro trabajo en Cuba, incluyendo este proyecto, fue revisado en detalle por la Oficina de Rendición de Cuentas del Gobierno, y se comprobó que es coherente con la ley estadounidense y apropiado bajo los protocolos de supervisión”, dijo Herrick.

Según AP, en sus inicios esta red difundía noticias tecnológicas, deportivas, del clima y trivia a fin de generar interés e involucrar a los cubanos. Luego se difundían mensajes de contenido político.

[/doap_box][doap_box title=»» box_color=»#336699″ class=»aside-box»]

40,000 esta fue la cantidad de suscriptores cubanos que compartían e intercambiaban opiniones. Estos ciudadanos nunca supieron que el servicio fue creado para recopilar información privada de los usuarios con propósitos políticos

[/doap_box]

Bernheim respondió que podía encontrar la manera de enviar mensajes instantáneos a cientos de miles de cubanos y a bajo costo. No podía encriptarlos porque sería demasiado complicado y no podrían ocultar los mensajes al gobierno cubano, que controla Cubacel.

OCULTABAN IDENTIDAD DEL EMISOR

Lo que sí podía hacer Bernheim era ocultar la identidad de quien enviaba los mensajes, cambiando constantemente el país de origen de los mensajes.

“¿Podríamos rotarlos por varios países? ¿Digamos, un mensaje desde Nicaragua, otro desde España, otro desde México?”, preguntó Villalobos.

Bernheim dijo que sí. “Pero necesito instalar computadoras espejo en muchas partes, la misma computadora trabajando sobre la misma plataforma con el mismo teléfono”, dijo el nicaragüense.

Después de la conversación, Creative Associates lo empleó como subcontratista bajo la responsabilidad de su hermana.

Bernheim, a su vez, contrató a un ingeniero cubano que había recibido la lista de números de teléfono, los cuales fueron utilizados para crear una base de suscriptores y empezar el proyecto. El equipo se las arregló para enviar mensajes de texto a miles de cubanos sin ser detectados.

AP afirmó que Villalobos y Bernheim confirmaron su participación en el proyecto ZunZuneo, pero no brindaron más información al respecto.

LA PRIMAVERA CUBANA

La idea de Villalobos era crear una línea directa a través de los mensajes de texto con el “cubano de a pie”, que en su mayoría tiene un acceso muy limitado a las noticias del mundo.

Creative Associates llamó a la red social Proyecto ZZ o Project Hummingbird, dirigido a jóvenes cubanos, a quienes la USAID consideraba más proclives al cambio político. La agencia americana defendía el uso de las llamadas smart mobs (multitudes pensantes).

Esta agencia de cooperación destacó que los mensajes de texto habían movilizado multitudes y provocado levantamientos políticos en Moldavia, Filipinas y otros países. Además destacaban el papel primordial de las redes sociales en Irán, después de las elecciones en las que venció el entonces presidente Mahmoud Ahmadinejad en junio de 2009, y las consideraba un instrumento importante de política exterior.

El objetivo estratégico en Cuba era “sacarla (a la isla) del punto muerto en que se encuentra mediante tácticas e iniciativas temporales para impulsar el proceso de transición hacia el cambio democrático.”

La USAID dividió la sociedad cubana en cinco segmentos sobre la base de su lealtad al Gobierno. Por una parte estaba el “movimiento democrático”, al que calificaba de “todavía irrelevante” y por la otra, los “partidarios fieles al Gobierno”, llamados los talibanes en una comparación con los extremistas afganos y paquistaníes.

MOVILIZAR A CUBANOS

El siguiente paso era movilizar a los cubanos al campo de los activistas democráticos sin ser detectados. Bernheim aseguró al equipo que eso no sería un problema.

“El gobierno cubano, como otros regímenes empeñados en controlar la información, carece de la capacidad de vigilar y controlar de manera efectiva un servicio de estas características”, escribió Bernheim en una propuesta a la USAID marcada como “información sensible”.

En una reunión de estrategia, la compañía analizó el uso del “volumen de usuarios como una fachada para la organización”, según las minutas de la reunión.

También se sugirió el tener “un espacio lo suficientemente grande para ocultar a miembros de la oposición que se hayan inscrito en el servicio”.

CONCIERTO DE JUANES

Fue el 20 de septiembre de 2009 cuando el equipo de ZunZuneo vio una oportunidad perfecta para probar el “poder político” de esta red social. Miles de cubanos se reunieron en la Plaza de Revolución de La Habana para asistir al concierto del rockero colombiano Juanes, denominado Paz sin fronteras.

“Era la concentración más multitudinaria en la isla desde la visita del papa Juan Pablo II en 1998”, relata la AP. Semanas antes, la empresa de Bernheim, usando la lista de teléfonos, envió medio millón de mensajes para probar cuál sería la reacción del gobierno cubano.

ZunZuneo contrató a Alen Lauzán Falcón, un artista satírico nacido en La Habana, residente en Chile, para escribir mensajes ‘a la cubana’”.

“Algunos tenían un contenido moderadamente político, otros eran cómicos. Algunos eran más incisivos”, narra AP. Esta red preguntaba si dos músicos locales, que gozan del apoyo del Gobierno, debían subirse al escenario con Juanes.

Alrededor de cien mil personas respondieron, sin darse cuenta que participaban en una encuesta para conseguir información de inteligencia.

El equipo de ZunZuneo comenzó a operar desde Managua, mientras McSpedon, quien tenía estatus de diplomático, supervisaba el trabajo de Creative Associates desde San José, Costa Rica.

AP señaló que no está claro si el plan comenzó con la USAID o Creative Associates International, una empresa que ha recibido cientos de millones de dólares en contratos con el gobierno de Estados Unidos.

La publicidad de ZunZuneo decía “mensajes gratis”, razón por la cual miles de cubanos se inscribieron a esa red social que funcionaba a través de mensajes de texto. LA PRENSA/ AP

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: