Quema etapa

Róger Mayorga, Salvador Dubois y Mario Acevedo. Ellos son los únicos futbolistas nicaragüenses que han sostenido una prolongada carrera deportiva en el extranjero. Uno con más éxito y destellos que otros, han representado con honores al país por donde han pasado.

El nicaragüense Mario Acevedo (derecha) junto al tico Ronald González en el Comunicaciones. LAPRENSA/ CORTESÍA/ PRENSALIBRE

[doap_box title=»Carrera» box_color=»#336699″ class=»aside-box»]

Mario Acevedo es un futbolista nicaragüense que se formó deportivamente en Guatemala. Debutó en 1992 con el Municipal, club en que salió en 1994.

También jugó en Antigua FC, Escuintla FC y USAC. Su mejor etapa fue en Comunicaciones donde se coronó en 1996. En la selección Nacional participó en la eliminatoria Mundial de Corea y Japón 2002 y la Copa CA 2003-2005.

[/doap_box]

Róger Mayorga, Salvador Dubois y Mario Acevedo. Ellos son los únicos futbolistas nicaragüenses que han sostenido una prolongada carrera deportiva en el extranjero. Uno con más éxito y destellos que otros, han representado con honores al país por donde han pasado.

Mayorga y Dubois dejaron huellas como jugadores en Honduras. Mientras Acevedo intenta igualar o superar a ambos juntando su etapa como jugador y ahora como entrenador en Guatemala, tras asumir desde hace cuatro meses el cargo de asistente técnico del argentino Iván Franco Sopegno, seleccionador nacional del conjunto chapín.

Acevedo, quien debutó ayer con victoria 3-0 ante la Selección Nacional de Nicaragua, probablemente sea más conocido en Guatemala porque allá se formó e hizo carrera, a pesar que participó en varias ocasiones con el combinado pinolero. “Ayer fui a saludar a los muchachos al finalizar el juego para animarlos”, revela.

El entrenador pinolero comenzó su carrera con los conjuntos Sub-17 y Sub-20 del club Comunicaciones, hasta que llegó en el 2011 al primer equipo en el cual fue tetracampeón como asistente del costarricense Ronald González, con quien ganó un título, y con Sopegno, tres.

“No me he puesto aún como meta la responsabilidad de asumir la dirección de un club, sé que tengo la capacidad y condiciones, si no, no estuviera acá. Todo llegará en su momento”, confiesa.

 

Ver en la versión impresa las páginas: 11 B

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: