Alimentación y cáncer de mama

Dieta y cáncer están relacionados, ya que una alimentación sana y equilibrada reduce las posibilidades de sufrir esta enfermedad, así lo confirman diversas investigaciones y estudios que avalan los alimentos que ayudan al organismo a mantener las defensas altas.

485-nos-salud 02

Dieta y cáncer están relacionados, ya que una alimentación sana y equilibrada reduce las posibilidades de sufrir esta enfermedad, así lo confirman diversas investigaciones y estudios que avalan los alimentos que ayudan al organismo a mantener las defensas altas.

Tener un estilo de vida saludable, realizar actividad física, respetar las horas de sueño y descanso y, por supuesto, tener una alimentación balanceada son puntos claves y esenciales para la nutricionista y dietista Martha Justina González, de la clínica Vida Saludable.

Ella recomienda a las mujeres consumir alimentos naturales, no procesados ni industrializados con énfasis en vegetales y frutas frescas porque tienen vitaminas, minerales y fitoquímicos que son elementos bioactivos que dan factores de protección en el ADN.

Asimismo, evitar grasas saturadas de origen animal. Se recomienda consumir carnes bajas en grasa, de preferencia carnes blancas como pescado o pechuga de pollo sin piel y muy poca cantidad de carne roja.

Cabe destacar que no se debe excluir del todo las grasas, ya que existen unas saludables como la grasa de aguacate y grasa de aceite de soya, pero estas deben ser en pequeñas cantidades.

Las mujeres que han sido diagnosticadas con cáncer de mama deben tener una dieta específica, ya que a algunas les puede afectar ingerir algún tipo de alimento, mientras que a otras no les causa el mismo efecto.

“Es bien individualizada la dieta porque la quimioterapia provoca reacciones como vómitos y llagas en la boca y tienen que buscar alimentos que no las perjudique”, afirma González.

No obstante, existen alimentos que son muy esenciales debido a su alto valor nutritivo, como vegetales, frutas, pescados y lácteos descremados.

“Las carnes pueden ser preparadas con poca grasa, agregarles salsa de tomate natural, vegetales como zanahoria, chayote y brócoli y de esta manera se aumenta el valor nutricional”, explica la especialista.

Respecto a los carbohidratos conviene consumir los cereales integrales, la avena integral, el maíz y se debe evitar todo lo refinado, como la harina blanca, repostería, pasta blanca y galletas.

El mito sobre los lácteos

Existe mucha controversia con los productos lácteos porque la mayoría de personas creen que no se pueden consumir del todo durante la etapa de la quimioterapia.

Sin embargo, la leche tiene sus beneficios y se recomienda ingerirla, así como el yogurt descremado, queso mozzarella, o quesillo, ya que el riesgo es la grasa saturada que está en los productos animales.

“Hay que ir quitando el mito de que la leche es nociva cuando las personas tienen cáncer”, asegura la especialista.

La empresa de productos lácteos Centrolac está apoyando la lucha contra el cáncer de mama concienciando a las mujeres sobre este tema.

“La celebración de este día es una oportunidad para destacar mensajes concretos relacionados con la detección precoz del cáncer de mama”, afirma Lourdes Gómez, gerente de mercadeo.

Con la campaña desean aumentar la detección temprana y salvar las vidas de las mujeres.

“Queremos decirles que se hagan chequeos periódicos, ya que ustedes son el pilar de sus hogares”, afirma Gómez.

485-nos-salud 03

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: