La casa de Ronald Vega, ubicada en un barrio de Chinandega, colapsó por las lluvias y el terremoto de la noche del lunes. LAPRENSA/S. Martinez

Alerta se mantiene

Más de 24 horas después del terremoto de 7.3 grados en la escala Richter, ocurrido la noche del lunes frente al Golfo de Fonseca, el Pacífico nicaragüense continúa en alerta amarilla y se mantienen suspendidas las clases para primaria y secundaria en los colegios públicos, privados y subvencionados, informó la coordinadora del Consejo de Comunicación y Ciudadanía del Gobierno, Rosario Murillo.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: