Alcaldía prolonga agonía de Tiscapa

La agonía que experimenta la Laguna de Tiscapa por recibir cuanta agua sucia le descarga el cauce que baja de Jocote Dulce podría llegar a su fin con solo cortar la conexión del sistema de drenaje con el cuerpo de agua.

Desde la Loma de Tiscapa se goza de una vista privilegiada a la laguna del mismo nombre, que lamentablemente recibe basura y sedimentos de la capital. LA PRENSA/ M. VALENZUELA

La agonía que experimenta la Laguna de Tiscapa por recibir cuanta agua sucia le descarga el cauce que baja de Jocote Dulce podría llegar a su fin con solo cortar la conexión del sistema de drenaje con el cuerpo de agua.

Una vez lograda la necesitada desvinculación de ambos, el ecólogo Jaime Incer Barquero recomendó que se realice un estudio del estado real de las aguas en Tiscapa, para conocer su nivel de contaminación, que por los años que ha recibido basura y sedimento, según él, podría haber un “basurero debajo del agua”.

Pero en vez de realizar el diagnóstico que propuso el respetado ecólogo, la Alcaldía de Managua pretende gastar dos millones de córdobas en el mantenimiento de la calidad del agua con la aplicación de microorganismos activos, de acuerdo con el borrador del Plan de Inversión Anual 2015.

Incer Barquero aseguró que de nada sirve el tratamiento de Tiscapa a base de microorganismos si el cauce continúa alimentándola de basura y sedimentos en la temporada lluviosa.

“El gran problema de esa laguna es que cada vez que llueve una avenida de lodo, plástico y sustancias putrefactas llegan a la laguna. De nada sirve tratar de descontaminar la laguna bacteriológicamente si le sigue cayendo toda la cochinada”, añadió.

REVISAR LA MICROPRESA

Aunque existe la micropresa Los Gauchos y un desarenador, que en teoría tienen que retener los sedimentos y la basura que traen las corrientes del cauce, hay que revisarlos para saber si funcionan a la perfección.

Habría que ver si esa micropresa realmente retiene todos los sólidos o únicamente el lodo”, finalizó el ecólogo.

2 millones de córdobas es el presupuesto que podría destinar la Alcaldía de Managua en 2015 para el mantenimiento de la calidad del agua de la Laguna de Tiscapa, en el Distrito Uno.

INVERSIÓN EN 2013

Mostrando preocupación por la contaminación de la Laguna de Tiscapa, la Alcaldía de Managua gastó 1.5 millones de córdobas en 2013 para descontaminarla a base de microorganismos. Se desconoce el resultado de este proyecto, que fue aprobado por el Concejo Municipal, antes de su ejecución.

Expertos que hablaron con LA PRENSA para ese entonces advirtieron que el problema iba a presentarse en los siguientes años, debido a que la solución no estaba en arrojarle microorganismos cuando recibe cantidades de agua de un cauce de la capital.

Las autoridades de la municipalidad aún no presentan la salvación de la Laguna de Tiscapa, tan solo prolongan su agonía.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: