“Residente”, de Calle 13, triste por la muerte del escritor Eduardo Galeano

“Residente”, el cantante de Calle 13, cuyo último disco contó con unos versos de introducción del uruguayo Eduardo Galeano, fallecido este lunes, recordó ayer con un emotivo relato al escritor, uno de los “más grandes de Latinoamérica” y “el único” capaz de atraparle siendo “un niño con déficit de atención”.

LA PRENSA/AGENCIAS

“Residente”, el cantante de Calle 13, cuyo último disco contó con unos versos de introducción del uruguayo Eduardo Galeano, fallecido este lunes, recordó ayer con un emotivo relato al escritor, uno de los “más grandes de Latinoamérica” y “el único” capaz de atraparle siendo “un niño con déficit de atención”.

“No solo uno de los escritores más grandes de Latinoamérica, sino también el único que fue capaz de capturar la atención de un niño índigo, que ahora de adulto carga con un déficit de atención y que vive en una nube de un país que no existe”, dijo René Pérez, “Residente”, en un mensaje publicado en Facebook.

En el texto, el cantante relata cómo conoció al escritor uruguayo, fallecido ayer a los 74 años en Montevideo y quien hizo la introducción de su reciente disco Multi_Viral con unos “bellos versos” sobre cómo la vida se reduce al lapso entre los abrazos que reclaman el bebé al nacer y el anciano al morir.

GRAN ADMIRADOR

“A eso, así de simple se reduce todo: Entre dos aleteos, sin más explicación, transcurre el viaje”, dice Galeano en el premiado álbum de la banda puertorriqueña.

Su líder, que siempre ha confesado su admiración por Galeano, recordó que ambos se conocieron en Nueva York, acompañados de la esposa del cantante, “en un pequeño restaurante italiano”.

“Al principio me sentía nervioso, no sabía cómo empezar, sobre qué temas hablarle. Tenía frente a mí un libro abierto, mientras tomaba vino y me iba sintiendo como un libro sin letras”, explicó.

Y “como si fuera poco, en mi cabeza se hacía cada vez más recurrente el aviso de que soy un tipo que patinó por cinco escuelas en Puerto Rico antes de graduarse, sin ningún credencial intelectual, con muy pocas lecturas en la cabeza y con una facilidad increíble para perderse en cualquier conversación”, añadió.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: