Resaca de Cumbre de las Américas

A tres días de concluida la VII Cumbre de las Américas, sus resultados siguieron siendo un tema de debate ayer, esta vez en la Asamblea Nacional de Nicaragua, donde el diputado del partido gobernante Frente Sandinista (FSLN), José Figueroa, puso en duda los mil millones de dólares que prometió el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, a los países centroamericanos y la normalización de sus relaciones con Cuba.

La Asamblea Nacional reinició sus sesiones plenarias este martes, las cuales había suspendido antes del período de vacaciones de la Semana Santa. LA PRENSA/ M. ESQUIVEL

A tres días de concluida la VII Cumbre de las Américas, sus resultados siguieron siendo un tema de debate ayer, esta vez en la Asamblea Nacional de Nicaragua, donde el diputado del partido gobernante Frente Sandinista (FSLN), José Figueroa, puso en duda los mil millones de dólares que prometió el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, a los países centroamericanos y la normalización de sus relaciones con Cuba.

“Hasta no ver, no creer”, dijo Figueroa, dirigiéndose al diputado opositor de la Bancada Alianza del Partido Liberal Independiente (Bapli), Pedro Joaquín Chamorro, quien fue el que mencionó este tema durante su intervención en el plenario de la Asamblea, la cual reinició sus sesiones plenarias este martes.

Sin embargo, la idea central de la intervención de Chamorro fue cuestionar la participación del presidente inconstitucional Daniel Ortega en esa Cumbre, lo cual Figueroa ignoró en su réplica al diputado opositor.

Chamorro —quien participó en el foro Las Dos Caras de la Moneda, que se realizó en Panamá un día antes de la Cumbre— criticó a Ortega por no hablar por el pueblo nicaragüense en este encuentro de mandatarios centroamericanos, sino en apoyo a Venezuela y en respaldo al líder independentista de Puerto Rico, Rubén Berríos.

Chamorro relató que Ortega cedió su lugar a Berríos en la cena de jefes de estados que se realizó el viernes, primer día de la Cumbre, para que Berríos tuviera la oportunidad de hablar con Obama y reclamarle cara a cara la ausencia de Puerto Rico en este encuentro.

El diputado opositor opinó que cuando Ortega tuvo la oportunidad de hablar por Nicaragua, el segundo día de la Cumbre, ofreció un “discurso desfasado”, “sin nada que luchar en favor de los nicaragüenses”, “anacrónico”, mientras Estados Unidos y Cuba mostraron su voluntad para la “reconciliación”.

Chamorro destacó que Obama se comprometió a pedir al Congreso de los Estados Unidos mil millones de dólares en ayuda a Centroamérica, dentro de la propuesta de presupuesto del próximo año fiscal, principalmente para los países del Triángulo del Norte de Centroamérica (Honduras, Guatemala y El Salvador).

El diputado Figueroa ignoró los cuestionamientos a Ortega y contestó a Chamorro diciendo que “está por verse si la voluntad expresada por el presidente Obama en la Cumbre de las Américas, logre el respaldo necesario con respecto a su política hacia Cuba”.

“Preferimos ser buenos discípulos de Santo Tomás: hasta no ver no creer, y eso mismo le digo a Pedro Joaquín, que dice que ya es una realidad los mil millones (de dólares) que Estados Unidos ofreció al Triángulo Norte, eso es lo menos que puede hacer”, dijo Figueroa sobre Estados Unidos.

“Nada de Nicaragua”

El diputado sandinista Edwin Castro dijo que el presidente inconstitucional Daniel Ortega “no tenía” que hablar nada sobre Nicaragua en la Cumbre de las Américas porque “es una Cumbre”. De esta manera justificó el discurso de Ortega, quien mayormente se ocupó de los problemas de Venezuela en la oportunidad que tuvo en este encuentro.