Crecimiento no cesa

Una evidencia de que el mercado de seguros en Nicaragua se mantiene pujante, es que las cinco compañías aseguradoras que operan en el país tuvieron un incremento del 10.3 por ciento hasta mayo de 2015, comparado al mismo período del año anterior.

Una evidencia de que el mercado de seguros en Nicaragua se mantiene pujante, es que las cinco compañías aseguradoras que operan en el país tuvieron un incremento del 10.3 por ciento hasta mayo de 2015, comparado al mismo período del año anterior.

La utilidad operativa neta fue de 9.3 millones de dólares, según el reporte mensual de la Asociación Nicaragüense de Aseguradoras Privadas (Anapri), en base a datos recopilados por la Superintendencia de Bancos y Otras Instituciones Financieras (Siboif).

Aunque el mercado de seguros local sigue siendo el más pequeño de Centroamérica, es el más dinámico, con tasas de crecimiento anuales de dos dígitos desde 2011.

Y el crecimiento sigue. Hasta mayo pasado el incremento de las primas totales emitidas equivalieron a 77.9 millones de dólares, 4.2 por ciento más que el mismo período de 2014, de acuerdo a Anapri.

Los representantes de las tres compañías aseguradoras que accedieron a conversar con LA PRENSA para este artículo coinciden en que la competencia entre ellas es fuerte, animada por la inversión en la construcción de edificios comerciales, viviendas y el aumento del parque vehicular.

Giancarlo Braccio, gerente general de ASSA Compañía de Seguros, explica que el crecimiento hasta mayo “si bien luce leve, es porque no todos los meses se comportan igual”.

Anapri estima que el crecimiento del sector al cerrar 2015, será similar al año pasado “o incluso un poco mayor” y facturar unos doscientos millones de dólares. En 2014 facturaron primas por 4,614.8 millones de córdobas, cerca de 172 millones de dólares.

Byron Alegría, vicegerente general de Cuentas Corporativas de Seguros América, explica que hasta marzo el crecimiento del sector era del 10.3 por ciento, afectándose el ritmo los siguientes dos meses porque “no se dieron varias renovaciones en la industria”.

Pero Alegría y Braccio coinciden en que el futuro inmediato y a largo plazo es prometedor.

El dinamismo es fuerte en seguros de vehículos: según las empresas distribuidoras, este año se venderán unos 16,000 autos nuevos y unas 45,000 motocicletas.

El ramo de seguros de automóvil creció 12 por ciento hasta marzo pasado, con relación al mismo período de 2014, muestran los datos disponibles en el portal web de la Siboif.

Seguros América hasta mayo pasado facturó 19.5 millones de dólares en primas, donde el seguro de automóvil figuró como el principal producto.

“Hoy tenemos más de 25,000 clientes en automóvil”, afirma Alegría, al reconocer que la Ley de Tránsito resulta beneficiosa para las aseguradoras, por exigir el seguro obligatorio para los propietarios de vehículos, el de responsabilidad civil a terceros y el de accidentes personales de transporte de pasajeros.

VIVIENDA EMPUJA

Las primas de seguros patrimoniales ascendían hasta mayo a 33 millones de dólares, donde las de por incendios y líneas aliadas (infraestructura) como sector son 9.7 millones, creciendo 13.4 por ciento.

ASSA tiene facturados tres millones de dólares por seguros patrimoniales de incendios y líneas aliadas, siendo la cartera más grande del mercado.

Alegría, Braccio y Dany Lanuza, gerente comercial de Mapfre Nicaragua, resaltan que es pujante el aseguramiento corporativo de grandes empresas de energía y comercio, así como el de viviendas de clase media y baja.

Lanuza asegura que la cartera de Mapfre crece este año 47.6 por ciento, principalmente por el incremento en “primas por la consecución de negocios ligados a la construcción de obras verticales y horizontales, industrias en lo específico el aseguramiento de plantas de generación de energía”.

Como resultado de la competencia, las aseguradoras afirman que la tendencia de las tarifas de las primas es de estabilidad.

Braccio explica que eso es porque el crecimiento “nos ha dejado márgenes” para mantener estabilidad en las tarifas, aunque es posible que “en algunos ramos suban, como el de las viviendas por la siniestralidad” incrementada por las inundaciones en varias urbanizaciones en Managua.

Las aseguradoras creen que mientras la economía nicaragüense siga creciendo a tasas superiores al cuatro por ciento por año, seguirá creciendo la demanda de seguros de parte de las empresas y las familias.

Pero Alegría, Lanuza y Braccio son autocríticos en que para que el mercado se acelere más y lo haga sostenidamente, las aseguradoras deben impulsar las campañas de sensibilización entre los ciudadanos y diversificar la oferta de productos.

NUEVOS PRODUCTOS

La nueva estrategia de las aseguradoras para vender más pólizas es extender los canales de atención a nivel nacional, al igual que el portafolio de productos de acceso a poblaciones de ingresos medios y bajos.

Mapfre ofrece seguro El Veterano, para vehículos con antigüedad superior a diez años, cubriendo daños propios, robo y pérdida total, gastos médicos y responsabilidad civil, cuya prima oscila entre 125 y 289 dólares al año, informó Dany Lanuza, gerente comercial de Mapfre.

Gina Zavala, gerente de cuentas personales de Seguros América, detalla que Mi Carro es la oferta para los dueños de vehículos entre seis y veinte años de antigüedad. La prima anual oscila entre 94.50 y 237.40 dólares. También ofrecen Mi Moto, que cubre hasta ocho años de antigüedad.

En el caso de ASSA, antes de finalizar el año ofertará seguro de gasto médico a nivel colectivo.

 

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: