Transparencia a lo interno

El diputado y ex vicepresidente de la República, Jaime Morales Carazo, explicó que a ningún legislador se le desembolsa el siguiente fondo social trimestral sin que haya justificado antes los fondos que usó en el trimestre anterior.

El diputado sandinista Jaime Morales Carazo asegura que sus homólogos rinden cuentas de los fondos para obras sociales que reciben cada tres meses. LA PRENSA/ARCHIVO

El diputado y ex vicepresidente de la República, Jaime Morales Carazo, explicó que a ningún legislador se le desembolsa el siguiente fondo social trimestral sin que haya justificado antes los fondos que usó en el trimestre anterior.

De esta forma el diputado Morales contradice lo afirmado por el organismo civil Hagamos Democracia, de que sus homólogos de la bancada del partido gobernante Frente Sandinista (FSLN) no rinden cuentas de este fondo social, que corresponde a 430,000 córdobas anuales.

“(La rendición de cuentas) no es a la zumba marumba, hay un sistema de control efectivo y aquí, a veces, cuando se atrasan en dar su rendición de cuentas de las aportaciones que se reciben en el trimestre, el jefe de bancada señala los nombres: ‘fulano, fulano y fulano tienen pendiente y por favor normalicen su situación y si no no hay entrega del fondo siguiente y no hay finiquito’”, explicó Morales Carazo.

El diputado y ex vicepresidente asegura que sí hay auditoría de estos fondos de parte de la administración interna de la Asamblea, que trabaja en coordinación con la Contraloría General de la República (CGR).

Morales manifestó que “los fondos se otorgan vía cheque y eso va a la auditoría de la administración interna y hay una burocracia tremenda”. “Eso (la burocracia) es bueno porque es una demostración de que hay una rigurosa inspección de todo”, expresó el ex vicepresidente.

BARÓMETRO LEGISLATIVO

El Barómetro Legislativo del grupo cívico Hagamos Democracia registra que ninguno de los 64 diputados de la bancada orteguista de la Asamblea Nacional reporta el uso de los 430,000 córdobas que se les entrega a los legisladores para ayudar en obras sociales.

Por otro lado, el informe cita que los 24 diputados de la bancada opositora del Partido Liberal Independiente sí entregan reportes sobre el uso de este dinero.

Oficina de Información

LA PRENSA intentó obtener el informe de rendición de cuentas de los diputados por bancada, a través de la Oficina de Acceso a la Información Pública de la Asamblea Nacional, pero los encargados de este despacho explicaron que lo único que podían facilitar es el contacto del diputado para comunicarse con él, ya que ellos personalmente ofrecen esta información.

Los diputados de la bancada del partido gobernante Frente Sandinista (FSLN) hacen público el uso del fondo social cuando entregan becas y recursos a instituciones culturales u organizaciones sociales, lo cual es publicado a través de la página web de la Asamblea Nacional.

Fondo social

El fondo social entregado a los diputados fue creado durante el gobierno de Arnoldo Alemán. Representa un estimado de 38 millones de córdobas anuales del Presupuesto General de la República. La idea es que cada parlamentario use ese dinero (430,000 córdobas) para financiar proyectos sociales a su discreción. El fondo social siempre ha sido cuestionado debido a que no existe un mecanismo fiscalizador para determinar si cada diputado usa esos recursos en proyectos sociales.