Los últimos camaradas - La Prensa

Los últimos camaradas

Aunque no se escuche hablar de ellos, los comunistas existen en Nicaragua en una vieja casa en Ciudad Jardín

03/12/2015

Este es el Partido Comunista de Nicaragua (PC de N), al menos es su comité central, aunque ellos dicen ser más. LA PRENSA/LISSA VILLAGRA

Alrededor de una mesa rectangular de madera, sentados sobre taburetes, en una casa que luce casi abandonada en Ciudad Jardín, la número O-30, al menos una vez por semana se reúne un grupo de hombres para discutir sobre la situación política, económica y social del país, así como lo que ocurre en el mundo. Tampoco faltan los debates referentes a las teorías del marxismo-leninismo.

Principalmente son obreros y conforman el comité central del Partido Comunista de Nicaragua (PC de N). “Nuestro partido es de cuadros y no de masas”, dice Rolando Velásquez Silva, uno de los miembros del comité, quien no quiso revelar cuántos miembros tiene el PC de N, pero asegura que hay directivas en todos los departamentos del país. “Las cifras (de cuántos miembros tiene el partido) se manejan a lo interno”, dice Velásquez, quien alega que aunque los demás partidos políticos del país digan que tienen determinado número de miembros, no dicen la verdad.

El partido lo sigue dirigiendo Elí Altamirano, quien en la actualidad enfrenta problemas de salud y está en una especie de “subsidio” de las labores partidarias.

La crisis económica que vive el partido no solo se refleja en las condiciones de la sede, a la cual le hace falta una buena dosis de mantenimiento, sino también en que el periódico que publican, de nombre Avance, ya no lo imprimen con tanta frecuencia, sino de manera esporádica. Según los comunistas, ellos lanzaban un tiraje de diez mil ejemplares con un costo de al menos 1,300 dólares. “Cuando recogemos (dinero) lo publicamos”, dice uno de los más antiguos comunistas del país, Ariel Bravo Lorío.

Para la subsistencia del partido, sus militantes o camaradas, como se llaman entre ellos, donan el dos por ciento de su salario, además de trabajar en las tareas políticas. “No contamos con recursos fluyentes, pero sí con fuerzas del partido que aportan al financiamiento, la clase obrera, trabajadores y hasta sectores de la clase media. Los militantes cotizan y ayudan en tareas básicas. También hay aportes voluntarios, de amigos del partido”, explica Alberto José López Centeno.

El PC de N tiene relación con los partidos comunistas de otros países, pero no hay un apoyo económico debido a que la situación de los comunistas en esos otros países es parecida a la que viven en Nicaragua, dice Julio García. Lo único que comparten es documentación sobre los informes analizando las realidades de sus respectivos países.

La experiencia de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS), donde millones de militantes se volvieron una carga para la economía del partido, ya que reclamaban grandes salarios, explica Rolando Velásquez Silva, ha dejado una lección a los comunistas nicaragüenses de que “la lucha debe de tener el principio de contribución para sufragar diferentes gastos”. “El pueblo debe financiar su lucha”, dice Velásquez.

SOLAMENTE “CERCA DEL PODER”

La última vez que el PC de N participó en unas elecciones fue en las presidenciales del año 1996. Poco después perdieron la personería jurídica porque el Consejo Supremo Electoral (CSE) determinó que no cumplían con los requisitos establecidos por la Ley aunque, dice Julio García, el partido había demostrado que sí.

En esa ocasión el partido solo obtuvo 4,867 votos, en unas elecciones en las que votaron 1.86 millones de personas y el partido ganador tuvo 904,908 votos. Es decir, el PC de N no obtuvo ni el 0.3 por ciento del total de votos válidos. Es más, el Partido Comunista tiene años de no aparecer en las encuestas.

García alega que la dictadura somocista nunca les dio personería jurídica y que ahora, tras obtenerla en los años ochenta, se la quitan, pero ellos siguen trabajando en la labor política y social.

En la actualidad, a pocos meses de que se realicen elecciones presidenciales en el país, los comunistas no han debatido si van a participar o no. Solos no pueden ir por la falta de personería jurídica y en alianzas está difícil, explica Ariel Bravo, porque la oposición actual “no está bien”. “No es imposible, pero es difícil. Eso es como apuntarse en el caballo perdedor”, dice Bravo.

El partido trabaja entre los sectores sociales y también se manifiestan ante la opinión pública, explica Alberto López. Y Carlos Paniagua asegura que han hecho denuncias públicas con “críticas a fondo” sobre “los fraudes electorales y los embustes políticos” de los últimos años.

A las protestas que se realizan en Metrocentro en demanda de un mejor sistema electoral los miembros del Partido Comunista no llegan porque consideran que “no es la solución”, indica Ariel Bravo, sino que más bien son útiles para el régimen de Daniel Ortega, porque “el pueblo ve las agresiones” que se han originado en esos mítines entre los mismos opositores y el ciudadano “echa pie atrás”.

Adonde sí hacen presencia los comunistas, según lo aseguran ellos mismos, es en las marchas de los campesinos en contra del proyecto del Canal Interoceánico, pues según Bravo, ahí sí hay contenido de lucha por el pueblo.

Fachada de la casa donde funciona la sede  del Partido Comunista de Nicaragua (PC de N), la cual abre sus puertas al menos una vez por semana para las reuniones del comité central. LA PRENSA/LISSA VILLAGRA

El PC de N nunca ha estado en el poder en Nicaragua. Se fundó el 13 de diciembre de 1970. Según Ariel Bravo, en realidad el partido nació mucho antes, en Costa Rica, pero al llegar a Nicaragua se le llamó Partido Socialista, porque había más personas de clase media que obreras.

Fue hasta ese diciembre de 1970, tras una ruptura con el Partido Socialista, que nació el partido con su nombre de comunista y desde entonces, explica Bravo, siempre han estado activos en la política del país, primero en la lucha contra Somoza, participando desde el Movimiento Pueblo Unido (MPU) y luego, en los años ochenta, incidiendo en la formación de la Unión Nacional Opositora (UNO), que en 1990 derrotó en las urnas al Frente Sandinista (FSLN). Bravo y sus camaradas son de la opinión de que, aunque el partido comunista nunca ha estado en el poder, sí “han estado cerca del poder”.

“EL FSLN NOS HA HECHO DAÑO”

Debido a la Guerra Fría entre Estados Unidos y la extinta Unión Soviética durante gran parte del siglo pasado, los norteamericanos y sus aliados mantuvieron una campaña en contra del comunismo y Anastasio Somoza Debayle siempre calificó al FSLN de comunista.

El término “comunista”, según Ariel Bravo, casi siempre fue usado de manera peyorativa, pero no para identificar a una ideología y por ello se le llamaba así a los sandinistas. “Ellos (FSLN) nunca han sido (comunistas) ni lo serán”, dice Bravo, quien admite que en muchas ocasiones han trabajado de cerca con el partido rojinegro, pero siempre los terminan “engañando”.

“A ellos (FSLN) les decían sandino-comunistas, pero no tenían nada que ver con la teoría del marxismo-leninismo”, afirma Bravo, quien también señala que con las actuaciones del sandinismo y por ser identificados como comunistas, “han hecho mucho daño” al comunismo en Nicaragua.

“Los nicaragüenses no tienen por qué tener miedo del comunismo”, dice Danilo Orozco.

Desde los alrededores de la mesa rectangular que está en la sede del partido, en Ciudad Jardín, los comunistas concluyen todas las semanas que el país está viviendo “un momento difícil”, ya que los políticos en el poder solo viven para el enriquecimiento, pero no piensan en beneficios para el pueblo.

Lo más importante, para ellos, es que están seguros de que, lo quieran los demás o no, el comunismo va a triunfar. Explican que en cada sistema de la humanidad, empezando por la comunidad primitiva, siempre se ha generado un “embrión” para pasar al siguiente período de la humanidad. Así ocurrió en el primitivismo, de donde surgió la sociedad esclavista, luego el feudalismo, el capitalismo, el socialismo, hasta llegar al comunismo, que es la etapa que todavía está en construcción.

Sobre el fracaso de la Unión Soviética dicen que fue una experiencia de la que están aprendiendo, ya que el comunismo debe modernizarse. Además consideran que el comunismo de China es “el camino”, ya que ellos han logrado grandes avances.

“El comunismo va a ser patrimonio de la humanidad”, dicen los comunistas nicaragüenses, desde la mesa que está en una casa de Ciudad Jardín y donde se reúnen todas las semanas, manteniendo vivo al Partido Comunista de Nicaragua.

UN PARTIDO QUE NACIÓ TARDE

El Partido Comunista de Nicaragua (PC de N) nació tarde, hasta en 1970, y fue más que todo sindicalista, sin lograr el desarrollo de un verdadero pensamiento marxista-leninista, considera el sociólogo Óscar René Vargas, quien también indica que el partido tampoco logró “atraer a una intelectualidad militante que pudiera darle una visión de la sociedad nicaragüense y se quedaron marginados del proceso social, sobre todo porque ellos seguían la línea del pensamiento de la Unión Soviética”.

Vargas igualmente critica que los comunistas no construyeron “una ideología firme” para atraer a la intelectualidad y a una base social sólida, sino que más bien han sido un partido de “miembros”, pero no han incidido socialmente.

El exguerrillero sandinista Moisés Hassan considera que los sobrevivientes del Partido Comunista de Nicaragua “nunca despertaron” y no se han dado cuenta que el comunismo es historia y que no tiene futuro. “Se vendieron muchas ilusiones (con el comunismo), pero futuro no tiene. Fue un fracaso universal”, dice.

...
Comentarios

Apegados a la libertad de expresión y a las políticas de privacidad, www.laprensa.com.ni modera los comentarios. Para publicar un comentario más rápidamente debe iniciar sesión con su cuenta en Google o Facebook. No se publicaran comentarios que contengan expresiones ofensivas, imputaciones de delito, acusaciones personales o que inciten a la violencia. Solo se publicarán aquellos comentarios cuyo contenido esté relacionado a la nota.

LA PRENSA tampoco publicará comentarios escritos en mayúsculas o que hagan enlace hacia otros sitios webs no autorizados, y únicamente se publicará comentarios escritos en español.

Los comentarios y opiniones que expresen nuestros lectores no son necesariamente compartidos por Editorial LA PRENSA, ni la empresa se hace responsable por sus contenidos.

Se le solicita a los lectores reportar un comentario publicado que contradiga estas disposiciones a: edicion.digital@laprensa.com.ni para que sea removido.


Recientes
20/11/2018 12:00 AM

Policía Orteguista advierte a pobladores de Granada que deben pedir permiso para jugar beisbol en las calles

Departamentales
Policía Orteguista advierte a pobladores de Granada que deben pedir permiso para jugar beisbol en las calles

Unos cien jóvenes y hombres adultos se reunieron para practicar beisbol, sin embargo la Policía Orteguista se presentó en el sector con un grupo de antimotines a bordo de una patrulla para amenazarl..

20/11/2018 12:00 AM

Policía que torturaba a Medardo Mairena aparece en su juicio como “testigo protegido”

Nacionales
Policía que torturaba a Medardo Mairena aparece en su juicio como “testigo protegido”

El tono de voz y la corpulencia del Código Uno, uno de los principales testigos de la Fiscalía, lo delató aunque estuvo con el rostro cubierto, como testigo protegido de la Fiscalía orteguista..

20/11/2018 12:00 AM

Ángel Obando intenta ser útil para el Bóer en la Liga Profesional

Deportes
Ángel Obando intenta ser útil para el Bóer en la Liga Profesional

Angel Obando no tuvo números espectaculares en Dominicana, pero tras una lesión inicial, emitió señales esperanzadoras en la organización de los Yanquis..

20/11/2018 12:00 AM

Portada impresa 20-11-2018

Portada Impresa
Portada impresa 20-11-2018

..

20/11/2018 12:00 AM

Cambio climático requiere una respuesta global

Opinión
Cambio climático requiere una respuesta global

Como miembro de la aldea global, y en línea con el Acuerdo de París, Taiwán ha aprobado el Acta para la Gestión y Reducción de los Gases de Invernadero..

20/11/2018 12:00 AM

Upanic espera devolución de 5,480 manzanas que siguen tomadas

Economía
Upanic espera devolución de 5,480 manzanas que siguen tomadas

La destrucción de 9,010 empleos y 17.1 millones de dólares en pérdidas ha dejado la invasión de propiedades, que desde el inicio de la crisis sociopolítica hace 217 días, el régimen Ortega-Muril..

Noticias por Correo

Suscribase gratis para informarse del diario acontecer nacional e internacional.

{{ formErrors.get('formInputs.email') }}

{{ value }}

x