Prevén que Gobierno reprimirá más a opositores en 2016

El presidente inconstitucional Daniel Ortega aprobó leyes y reformas para coartar los derechos políticos y civiles de los ciudadanos, opina experto constitucionalista.

El jurista Óscar Castillo, opina que en el 2016 el Gobierno será más represivo, .

La concentración del poder total del gobierno orteguista y de su partido fue la constante del debilitamiento institucional en 2015 y la tendencia será igual o peor en 2016, asegura el jurista Oscar Castillo.

“Si se debilita la institucionalidad, retrocede la democracia y con ello los ciudadanos son víctimas directas de ello, pues los espacios de participación se cierran, se infunde el miedo”, asegura el experto.

Un ejemplo, según Castillo, que pone en peligro la institucionalidad y los derechos ciudadanos, es la Ley de Seguridad Soberana. “Es un vivo ejemplo de la coartación de derechos, de infundir a los ciudadanos el miedo institucional”, asegura.

De acuerdo con el experto en Derecho Constitucional, el presidente inconstitucional Daniel Ortega aprobó leyes y reformas para coartar los derechos políticos y civiles de los ciudadanos.

“Su reforma constitucional legalizó actuaciones ilegales anteriores que violaron la Constitución (…), busca gobernar autoritariamente y trastoca los derechos humanos”, refiere Oscar Castillo.

El analista político también lamenta que el Ejército está cada vez más sometido a Ortega.
“El control del Ejército, el deseo de todo aquel que gusta concentrar el poder y una dictadura se consolida precisamente con el control de las fuerzas armadas”, precisa el experto constitucional.

2016 SERÁ VIOLENTO

A juicio del analista político, 2016, cuando el país entra a un período electoral, las expectativas son de violencia política.

“Es un período electoral. Avizoro crisis. Recrudecimiento de la violencia gubernamental y partidaria contra quienes opinen diferente, porque buscan continuar en el poder”, advierte Castillo.

El experto cree que aún Ortega no ha instaurado una dictadura, pero las acciones del líder del FSLN de concentrar el poder total conducen a una dictadura.