¿Quién detendrá a Novak Djokovic?

La pregunta, repetida constantemente durante una temporada pasada marcada por el reinado de Novak Djokovic, se repite de nuevo en Melbourne

Novak DJokovic es el mejor tenista del momento y luce invencible. LA PRENSA/AP

La pregunta, repetida constantemente durante una temporada pasada marcada por el reinado de Novak Djokovic, se repite de nuevo en Melbourne, donde comienza mañana el Abierto de Australia 2016: ¿Quién puede poner fin al dominio absoluto del número 1 mundial?

Por ahora existe una certeza, el serbio no ha levantado el pie del acelerador después de su casi perfecto 2015 (11 títulos, 3 de Grand Slam, 82 partidos ganados y 6 perdidos). Llega al primer grande de la temporada tras sobrevolar en Doha, torneo que ganó sin perder un set. En la final sometió a Rafael Nadal por 6-1 y 6-2. El español se rindió al serbio: “Nadie nunca ha jugado tan bien”.

SEIS TÍTULOS EN FILA

Con esta demostración Djokovic alcanzó los seis torneos ganados de manera consecutiva, entre ellos el US Open y el Masters, con una serie de 26 victorias en los últimos 27 partidos.

Su última derrota en un partido de eliminatoria directa fue en agosto ante Roger Federer en la final de Cincinnati. Fue también el suizo el que le ganó en la liguilla del Masters, en Londres en noviembre.

La leyenda de 34 años ha sido el único capaz de molestar al jugador de Belgrado, aunque su balance en los últimos meses es muy desfavorable; seis derrotas en 10 partidos, entre ellos la final de Wimbledon, la del US Open y la del Masters.

Con el resto de jugadores la autoridad del serbio es todavía mayor. Nadal, Andy Murray, Tomas Berdych y Jo-Wilfried Tsonga han perdido 9 de sus 10 últimos partidos ante el invencible “Nole”

Quizás el rival con menos desventaja psicológica sea el suizo Stan Wawrinka, el hombre que le privó de ganar Roland Garros la pasada primavera, aunque tiene un balance de 18 derrotas en 20 partidos con el serbio.

Además del triunfo en París, Stan “The Man” puede presumir de ser el único jugador en haber ganado a Djokovic en el Abierto de Australia en las últimas cinco ediciones. Ocurrió en los cuartos de final de 2014, cuando acabó logrando su primer torneo del Grand Slam

.