Cardenal Brenes se “desmarca” de carta pastoral de Solórzano

El cardenal Leopoldo Brenes respaldó al obispo Jorge Solórzano en su labor pastoral, pero tomó distancia de la parte política a la que hace mención en su carta pastoral, donde aborda duras críticas al Gobierno.

El cardenal Leopoldo Brenes respaldó al obispo Jorge Solórzano en su labor pastoral, pero tomó distancia de la parte política a la que hace mención en su carta pastoral, donde aborda duras críticas al Gobierno.

Aseguró que la carta emitida por monseñor Jorge Solórzano, la semana pasada, es “pastoral, no es ni económica, ni política… o sea que es una carta muy bonita de un pastor que escribe a sus sacerdotes, que escribe a sus fieles”.

Lea la carta pastoral completa del obispo Jorge Solórzano.

“Yo lo he llamado casualmente la misma noche que yo recibí la carta para decirle que compartía con él su trabajo pastoral, ¿por qué? porque en la Arquidiócesis pastoral de Managua también estamos trabajando por zonas pastorales y nos ha dado mucho efecto y él que fue también obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Managua, no hay duda que teniendo su experiencia ahora en Granada él también la tiene”, dijo.

Brenes declaró lo anterior luego de oficiar una misa de cuerpo presente del párroco Douglas Araica Zeledón, quien murió el viernes en Jinotega.

Al ser abordado sobre la carta de Solórzano, el cardenal Brenes dijo que “todos los obispos son ordinarios, monseñor Enrique (Carlos Enrique Herrera) en cualquier momento puede sacar una carta ¿por qué? Porque cada obispo se dirige a sus fieles. O sea, monseñor Enríque aquí dentro de Jinotega él es el rey, al igual que yo en Managua, Carazo y Masaya”.

“Entonces cada obispo tiene un magisterio que llamamos magisterio ordinario y monseñor Jorge pues, yo creo que ya tenía él pensado esa carta desde hace mucho tiempo, porque una carta pastoral no se hace de un día para otro y de manera especial creo que la carta es pastoral, no es ni económica ni política, era más bien pastoral verdad, creo que muchos solamente se han quedado en una parte del análisis de la realidad”, dijo.

“Así que yo creo que hay que ver la carta, no dentro de una parte exclusivamente política, sino más bien pastoral porque cuando uno mira la introducción y sería interesante que ustedes la puedan leer y él dice claramente cuál es la finalidad de esta carta, y la finalidad es prácticamente crear un ambiente de una Iglesia en misión, una Iglesia en conversión desde los sacerdotes, religiosos, religiosas y fieles”, refirió Brenes.

 

LEA TAMBIÉN: Monseñor Báez respalda Carta Pastoral del Obispo de Granada

SIN CONSENSO

La Conferencia Episcopal engavetó la carta pastoral de Cuaresma, porque no hubo consenso entre los religiosos, según han expresado algunos miembros del Episcopado, lo cual ha generado una serie de comentarios y críticas, ya que nunca antes se había guardado una carta pastoral.

Sobre esto Brenes dijo: “Bueno, yo creo que toda carta pastoral nosotros la aprobamos en consenso bajo la inspiración del Espíritu Santo. Hubieron situaciones muy especiales de manera personal, yo estaba en México, yo estaba en Roma, y no tuve la oportunidad de estar casi más de 15 días por aquí y yo siento que el Espíritu Santo dijo ‘No, espérense un momento dado, habrá otra oportunidad para hacerla. Así que, ustedes oren al Espíritu Santo para que ilumine a los obispos y en un momento determinado, a lo mejor dentro de 2 meses, 3 meses, 4 meses podrá salir un mensaje para el pueblo católico de Nicaragua”.

El obispo de Granada, Jorge Solórzano, hizo pública el pasado 5 de abril una carta pastoral en la que criticaba cómo el gobierno de Daniel Ortega utiliza a las instituciones para “transformar sus abusos y ambiciones de poder en formas y actuaciones ‘legalmente justificadas’” y que la oposición “no tiene su origen en motivaciones democráticas, sino en la búsqueda de mayores espacios de poder y en ambiciones personales”.

 

Una palabra fuerte

El obispo auxiliar de la Arquidiócesis de Managua, Silvio Báez, sostuvo que “división es una palabra muy fuerte. A los obispos nos une una gran amistad, la fe en Cristo y el ardor pastoral que busca el bien de nuestro pueblo. Es difícil desunirnos cuando estamos unidos por la gracia sacramental del episcopado y por nuestros intereses pastorales comunes en favor del pueblo. No hay poder o ideología política que pueda desunir lo que Dios ha unido”, reflexionó.

“No sé si esa opinión es cierta. Lo que sí te puedo asegurar, porque creo en la sinceridad y caridad de mis hermanos obispos, es que dialogaremos y rezaremos juntos, buscando ser fieles solamente al Evangelio y teniendo muy dentro del corazón a nuestro amado pueblo, sobre todo a los más pobres”, respondió Báez sobre la presunta división de los obispos ante la actual coyuntura del país.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: