El panorama en el antiguo lecho del río Fonseca es desolador: piedras y arena donde antes corría un caudaloso río, mientras personas cavan pozos en busca de un poco del agua que antes era abundante. LA PRENSA/M. Rodríguez

El río Fonseca en Boaco también se secó

A lo largo de la cuenca se pueden ver varios hoyos con un poco de agua, los cuales los pobladores aledaños al río utilizan para extraer un poco de agua para los quehaceres domésticos.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: