Para reducir la mortalidad del ganado

Ganaderos de la zona de Río San Juan y la Región Autónoma del Caribe Sur cuentan ahora con los servicios de un laboratorio para detectar diversas enfermedades, entre ellas rinotraqueítis infecciosa bovina (IBR), diarrea viral bovina (DVB), leucosis bovina (LBV), mastitis y otras producidas por parásitos.

La producción pecuaria se ve vulnerable ante el cambio climático. LA PRENSA/ARCHIVO

Ganaderos de la zona de Río San Juan y la Región Autónoma del Caribe Sur cuentan ahora con los servicios de un laboratorio para detectar diversas enfermedades, entre ellas rinotraqueítis infecciosa bovina (IBR), diarrea viral bovina (DVB), leucosis bovina (LBV), mastitis y otras producidas por parásitos.

También brindará otros servicios como la detección de fallas en la transferencia de inmunidad pasiva y parasitosis y en los casos de mastitis determinará qué bacterias la están causando.

El laboratorio será manejado por personal de la Universidad de las Regiones Autónomas de la Costa Caribe Nicaragüense (Uraccan) en su sede de Nueva Guinea. En su instalación y equipamiento se invirtieron más de sesenta mil dólares y es el resultado de un convenio establecido entre dicha casa de estudios y TechnoServe, y el apoyo del Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA por sus siglas en inglés) y la Universidad Estatal de Colorado, Estados Unidos.

Ignacio Vélez, gerente del proyecto Ganadería Empresarial de TechnoServe, explicó que “este laboratorio permitirá que los ganaderos de la región reduzcan los porcentajes de mortalidad de animales jóvenes y adultos y evitará posibles contagios en el hato, garantizando con ello una mejor calidad a la producción de carne y leche que producen”.

Ampliará servicios

Para TechnoServe la instalación de este laboratorio de sanidad vacuna que ahora funciona en Nueva Guinea es de gran relevancia ya que antes los ganaderos tenían que enviar las muestras a Chontales o Managua. Y su funcionamiento en la zona garantiza la sanidad de la carne y lácteos que se producen en la zona.

Aunque inicialmente está previsto que brinde sus servicios a ganaderos de Nueva Guinea, El Almendro, El Coral y Muelle de los Bueyes, se espera que en el futuro se amplíe hacia otros municipios de la Región Autónoma de la Costa Caribe Sur, Chontales y Río San Juan