Migrantes cubanos provocan cierre de frontera Panamá-Colombia

Panamá cerró este 9 de mayo su frontera con Colombia en la zona selvática de Darién para impedir la entrada de emigrantes cubanos, anunció el presidente Juan Carlos Varela

Ante el aumento de los migrantes cubanos a Panamá, las autoridades de ese país instaron a Estados Unidos a cambiar su política migratoria, que beneficia a los isleños. LA PRENSA/ARCHIVO

Panamá cerró este 9 de mayo su frontera con Colombia en la zona selvática de Darién para impedir la entrada de emigrantes cubanos, anunció el presidente Juan Carlos Varela, el mismo día que partió hacia México un grupo de cubanos varados en el país.

«Ante la decisión de otros países de Centroamérica, específicamente Nicaragua y Costa Rica, hemos tomado la difícil decisión de cerrar la frontera con Colombia en el área de Puerto Obaldía y otros puntos fronterizos para (evitar) el paso de migrantes irregulares», dijo Varela.

La cancillería colombiana, en su cuenta de Twitter, manifestó que el gobierno de Panamá ya informó a Bogotá del cierre de la frontera y aclaró que «es solo para migrantes irregulares».

Las declaraciones de Varela se producen el mismo día que un grupo de cubanos varados en Panamá partió vía aérea hacia México, tras un nuevo acuerdo entre ambos gobiernos.

«Hemos acordado con el gobierno de México el traslado humanitario de más de 3,800 cubanos», pero «nos toca cerrar la frontera a este flujo irregular porque no podemos estar de una forma permanente enfrentando esto», afirmó Varela en un acto público.

El traslado de los cubanos se hará en las próximas semanas en vuelos diarios cuyo costo es asumido por los emigrantes. Saldrán desde el aeropuerto de la capital panameña hacia Ciudad Juárez, en la frontera de México con Estados Unidos.

Según Varela, los dos primeros aviones llegaron el 9 de mayo en horas de la mañana a México con los primeros 250 emigrantes.

Esta medida «quizá mitigue un poco el arribo de cubanos, pero no se va a solucionar el problema porque seguramente seguirán entrando por otras partes», dijo a la AFP Carlos Guevara-Mann, exdirector de política exterior de Panamá y Catedrático de Ciencia Política en Florida State University.

Además, «puede generar un auge mayor en el uso de los traficantes de personas, que ya se conocen la ruta y extorsionan» a los emigrantes, añadió Guevara-Mann Los emigrantes cubanos permanecen en albergues y hoteles de Panamá a la espera de poder continuar hacia Estados Unidos, después de que Costa Rica y Nicaragua les cerraran el paso.

«El tema migratorio es un problema regional y se requiere que todas las partes interesadas lleguen a un acuerdo que respete la soberanía de cada país y los derechos humanos de los migrantes», dijo a la AFP Julio Yao, catedrático en Derecho Internacional.

EE.UU. ATRAE MIGRACIÓN CUBANA

Varela instó también a Estados Unidos a cambiar su política migratoria, que estimula la migración de cubanos a ese país.

La migración irregular de cubanos que tratan de llegar a Estados Unidos a través de Centroamérica es «producto de las leyes de ese país, que incentivan ese tráfico y al cual hacemos un llamado para que sean revisadas, evaluadas y cambiadas», dijo el gobernante. En marzo, unos 1,300 cubanos se trasladaron desde Panamá por avión a México, y desde entonces continuaron llegando emigrantes en una travesía riesgosa que se inicia en Ecuador y sigue por Colombia, Centroamérica y México para llegar a Estados Unidos.

En la misma época, unos 2,800 isleños partieron de Costa Rica en vuelos a El Salvador, Guatemala o México, para continuar su trayecto a Estados Unidos.

«El problema es que Estados Unidos sigue alentando la llegada de cubanos como lo ha venido haciendo durante 57 años» y «ya es tiempo de que le preste atención al asunto (y) contribuya a solucionarlo», dijo Guevara-Mann.

Según este experto, las nuevas relaciones diplomáticas entre Washington y La Habana podría hacer que Estados Unidos cambiara su política migratoria hacia Cuba, pero «el descongelamiento está en una etapa muy incipiente y el asunto depende de muchos factores que no se van a dar inmediatamente». Para Yao, el «principal responsable de todo esto son los Estados Unidos», que «debe cambiar su política migratoria aprovechando el cambio que se está dando con Cuba y que se vería como un gesto de buena voluntad».

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: