Rodríguez Zapatero “no le gusta el revocatorio” dice Capriles

El chavismo presentó ante la máxima corte una demanda por "fraude" en la recolección de firmas para activar la consulta.

revocatorio

Henrique Capriles durante una rueda de prensa. LA PRENSA/EFE

El líder opositor venezolano Henrique Capriles aseguró este jueves 16 de junio que al exmandatario español José Luis Rodríguez Zapatero -mediador para un diálogo entre el gobierno y la oposición- «no le gusta el revocatorio» que la oposición impulsa contra el presidente Nicolás Maduro.

«Al presidente Rodríguez Zapatero no le gusta el revocatorio. Pero esto no es un tema de si te gusta o no te gusta. (…) Eso es como si yo dijera: ‘a mi no me gusta la monarquía española'», dijo Capriles en una entrevista transmitida por la televisora venezolana Globovisión. Según el dirigente opositor, Rodríguez Zapatero señaló que «no es propio de una democracia moderna que exista la figura del revocatorio«, pese a que el mecanismo está contemplado en la Constitución vigente, redactada por el chavismo y aprobada en 1999.

Lea: Más venezolanos piden asilo a EE.UU

La oposición ha supeditado las reuniones con los mediadores al avance del proceso revocatorio para que la consulta se celebre este año, mientras el oficialismo sostiene que es inviable. Unasur y los expresidentes Rodríguez Zapatero, Leonel Fernández (República Dominicana) y Martín Torrijos (Panamá), actúan como mediadores en conversaciones exploratorias entre el gobierno y la oposición venezolana, que se iniciaron en República Dominicana.

Frente a la posibilidad de que el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) anule el revocatorio, Capriles indicó que ello «significaría echarle gasolina al fuego, aumentar la conflictividad en el país».

El chavismo presentó ante la máxima corte una demanda por «fraude» en la recolección de firmas para activar la consulta.

Según el dirigente opositor, la encuesta más reciente de la firma Datanálisis indica que 84 por ciento de los venezolanos considera que la situación del país es «negativa», mientras que «más del 80 por ciento quiere cambio de gobierno».

El Consejo Nacional Electoral (CNE) dio luz verde para que la oposición valide 1,3 millones de firmas que ese organismo certificó, de un total de 1,8 millones entregadas a finales de abril para activar el revocatorio.

Para ello, se requiere la validación de unas 200 mil rúbricas en un proceso que incluye el registro de la huella dactilar en una máquina biométrica. Este requisito se cumplirá del 20 al 24 de junio.

La oposición presiona para que el referendo se realice antes de enero de 2017 -cuando se cumplen cuatro años de mandato-, pues si Maduro lo pierde, se llamará a elecciones. Si se realiza el próximo año, sería sustituido por el vicepresidente, nombrado por el gobernante.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: