Rubén Darío en la escuela

En los centros escolares públicos y privados de primaria, institutos de secundaria y las universidades se recuerda al gran Rubén con la lectura de sus obras representativas, elaboración de murales con su biografía y datos relevantes, exposiciones, concursos de poesía y oratoria dando a conocer las distintas etapas de su vida.

Marta Díaz. LA PRENSA/JORGE TORRES

Marta Díaz. LA PRENSA/JORGE TORRES

Al conmemorar el centenario del fallecimiento del insigne poeta Rubén Darío se ha orientado, a nivel de todas las instituciones, la realización de múltiples eventos para recordar esta efemérides tan importante en la historia de los nicaragüenses.

En los centros escolares públicos y privados de primaria, institutos de secundaria y las universidades se recuerda al gran Rubén con la lectura de sus obras representativas, elaboración de murales con su biografía y datos relevantes, exposiciones, concursos de poesía y oratoria dando a conocer las distintas etapas de su vida.

Es importante para los nicaragüenses rendir homenaje a la memoria del Príncipe de las Letras Castellanas transmitiendo a los más pequeños el deseo de conocer la vida del ilustre poeta abordando sus facetas como escritor, periodista, diplomático, amante de la poesía, pero ante todo un ser humano que alcanzó el éxito y la fama, pero también tuvo dudas y dificultades.

En la secundaria los jóvenes de undécimo grado este año han dedicado sus trabajos de investigación documental a Rubén Darío, no para cambiar la historia que ya se conoce sino para analizar exhaustivamente su vida y obra para dar a conocer aspectos aún desconocidos para muchos estudiosos de Literatura.

Los temas como su vida, obra, pensamiento cristiano en sus poemas, las musas que le inspiraron, lo visionario de Rubén, presencia de la mitología en sus escritos, el modernismo y Rubén como ser humano son algunos de los aspectos que los estudiantes están investigando y analizando detenidamente, elaborando sus informes respectivos para darlos a conocer ante la comunidad educativa.

Esta iniciativa no debe ser solamente en homenaje a su centenario, el conocimiento que los nicaragüenses debemos tener acerca de nuestro gran poeta debe ser permanente y no solo en las escuelas, se deben aprovechar todos los escenarios posibles para hablar y exponer su vida, analizar el mensaje de sus cuentos y poemas en todas las instituciones posibles.

Es importante que los docentes motiven al estudiante que lea y analice el contenido, valores, sentimientos presentes en cada obra, no solo por cumplir con un contenido programático sino con un deseo de aprender el legado que Darío nos dejó.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: