Un impulso a los emprendimientos

Los músicos, coreógrafos, pintores y cualquiera que se desempeñe en las artes e incluso en la gastronomía caben en la mención de emprendimientos culturales, un sector que urge por mayor atención para su debido aprovechamiento en Nicaragua.