Así fue el único concierto de Juan Gabriel en Nicaragua

Reproducimos la crónica que LA PRENSA publicó del espectáculo que dio “el divo de Juárez” en diciembre de 1999 en el Estadio Nacional

Juan Gabriel

Portada del diario LA PRENSA del 4 de diciembre un día después del único concierto que brindó en Nicaragua el “Divo de Juárez”. LA PRENSA/ARCHIVO

El cantante mexicano Juan Gabriel dio un único concierto en Nicaragua. Fue el 3 de diciembre de 1999, en el Estadio Nacional, en una presentación que tenía por nombre “Un brindis por el 2000”. Alberto Aguilera Valadez (nombre real del compositor) expresó que la noche de ese viernes fue «maravillosa» y que solo le hizo falta «la luna llena».

A pesar de lo afónica y cansada que sonaba su voz, según la crónica de ese concierto de LA PRENSA, “el Divo de Juárez” se lució durante más de tres horas con las canciones más populares y aclamadas por los nicaragüenses. La primera canción que cantó fue el “Noa Noa”.

Esa noche, la despedida de Juan Gabriel con el público nicaragüense se convirtió también en un momento emotivo. Los espectadores gritaron “otra, otra, otra”, y él accedió y cerró el concierto con “Desde que te conocí”, tema que el público cantó emocionado.

El productor de espectáculos Aníbal Zúñiga Gutiérrez fue quien trajo al artista al país. Zúñiga recuerda aquella presentación y asegura que Juan Gabriel estaba emocionado de visitar Nicaragua y que le comentó que admiraba al poeta nicaragüense, Rubén Darío.

“Fue un conciertazo, cantó más de tres horas”, comenta Zúñiga, quien es hermano del cantautor nicaragüense Hernaldo Zúñiga. Agrega que recuerda que Juan Gabriel llegó al país con más de 40 personas y con su mariachi. Esa noche, calcula asistieron más de 19 mil personas.

Puedes leer: México llora la muerte de Juan Gabriel

A continuación, reproducimos la crónica escrita por las periodistas Auxiliadora Rosales e Hilda Rosa Maradiaga C. y que fue publicada el 4 de diciembre de 1999 en LA PRENSA.

Derroche en espectacular concierto

“Querida”, “Amor eterno”, “Noa Noa”, “No tengo dinero ni nada que dar”, entre otros éxitos hicieron estallar de emociones a miles de nicaragüenses.

El talento y el carisma de Juan Gabriel cautivaron por completo al público que abarrotó el Estadio Nacional la noche del viernes. El cantante de Amor eterno conquistó a miles de personas desde que pisó el escenario. La entrada resultó espectacular. La primera canción fue el rítmico “Noa Noa”, pero lo que hizo estallar en euforia al público fueron sus improvisaciones cantando “¡Viva Nicaragua!”, “¡Me gusta estar aquí!”, “¡Viva Nicaragua!”. Juan Gabriel se había ganado al público. Luego cantó la primera canción de su carrera “No tengo dinero ni nada que dar”.

Momentos antes, el público había presenciado una reseña del ídolo mexicano que ovacionaban. Un recorrido por la historia de su nacimiento en un pueblo humilde de México, hasta la estrella en que se ha convertido hoy, fue transmitido en dos pantallas gigantes que se encontraban junto al escenario. Un detalle acertado de los organizadores, ya que, sus vida, sus primeras canciones, la enternecedora historia de su niñez, de su nombre artístico, el amor por su madre, etc., despertó más expectativas.

Puede ver: Fotogalería | Los personajes que fallecieron en 2016

Se notó que “Querida” era uno de los temas más esperados pues con solo la melodía, el público estalló en aplausos y gritos, y una vez más «Juanga» tocó la sensibilidad de los asistentes al improvisar «Querida» , «Nicaragua», «Querida». “He esperado 28 años para venir a cantarles” y su ya tradicional “gracias por cantar mis canciones”, fueron frases que emocionó al público que cantó junto a él, “No tengo dinero ni nada que dar”, “Así fue”, “No vale la pena”, “Tu estás siempre en mi mente”, “Amor eterno”, entre otros éxitos.

Los mariachis aparecieron en uno de los momentos excitantes del concierto. El público demostró su afinidad con la música ranchera, y los mariachis su calidad y profesionalismo. Nuevamente Juan Gabriel, recurrió a la improvisación dejándole espacio a sus mariachis para hacer gala de sus habilidades con la guitarra, el acordeón y la trompeta, mientras el público estuvo eufórico durante casi media hora sin dar paso al cansancio, aunque hubo momentos en que se quedaba un poco quieto, sobre todo con canciones poco conocidas. Juan Gabriel siempre buscó el momento oportuno para hacerles recobrar esa energía increíble, que les mantuvo en constante histeria.

Sus ademanes y forma de bailar tampoco pasaron inadvertidos. Y fue otro de los aspectos que el público esperaba. Los movimientos, y su gran agilidad en el baile, arrancaron los gritos y aplausos. Satisfechos, es la palabra que resume el sentimiento general del público, quien se mantuvo cautivo durante tres horas y media que Juan Gabriel cantó sin pausa alguna, a pesar de haber estado de pie durante mucho tiempo.

Lea además: Isabel Pantoja recuerda a Juan Gabriel en su nuevo disco

La despedida de Juan Gabriel con el público nicaragüense se convirtió en el momento más emotivo. La gente empezó a gritar “otra, otra, otra, y el accedió para realizar un cierre impresionante con la canción “Desde que te conocí”tema que el público cantó emocionado.

Juan Gabriel promete regresar a Nicaragua

“La noche del viernes fue maravillosa, lo único que nos hizo falta fue la luna llena”. De esa forma el ídolo mexicano Juan Gabriel, describió el show “Un brindis por el 200”, ofrecido por el artista ante miles de admiradores de todas las edades en Estadio Nacional.

Un poco afónico debido al exceso de trabajo por su gira, Alberto Aguilera, verdadero nombre del artista, adelantó en conferencia de prensa, que se ausentará de los escenarios por un período aproximado de ocho meses, los que dedicará al descanso y a su familia.

“Me siento un poco cansadito porque he trabajado mucho, por ahora sólo quiero estar con mi familia. Estaré fuera de los escenarios por lo menos durante ocho meses”, expresó. Al ser preguntado sobre sus proyectos, dijo que por el momento no tiene nada previsto para el nuevo milenio. “La verdad es que no hago planes, solo me dejo llevar por las oportunidades que se van presentando”, explicó.

Lea también: Muere Juan Gabriel de un infarto

Al hablar sobre la respuesta del público nicaragüense al que cantó por primera vez, el autor de “Amor eterno” indicó que el pueblo de Nicaragua es muy positivo y que supo responder durante el concierto. Sobre su carrera, dijo que sigue componiendo canciones para quien se lo prolonga. “Estoy para servir y trabajar para todas las personas sin distinción”, expresó Juan Gabriel.

Consciente de la calidad y aprecio obtenido como artista a lo largo de sus 28 años de carrera musical, manifestó que no tiene un nombre específico sobre el compositor del milenio sino que, “cada uno estamos para quedarnos y no para ser el artista del milenio”.

 Sus cuatro hijos entre sus amores

Juan Gabriel recalcó que sus cuatro hijos son parte de sus amores y que siempre se mantiene cerca de ellos, a pesar de sus giras por diferentes países. “Entre más lejos estoy, más cerca de ellos me siento, sobre todo ahora con la tecnología”, manifestó con mucha seguridad. Juan Gabriel procreó cuatro hijos con su compañera de vida Laura Salas Campa, hermana de su mejor amigo Jesús Salas.

Sobre ellos comentó que “están muy chiquitos y por ahora sólo quiero que sean niños ya después sabrán que hacer orientados con el cariño y el amor que se les guía y educa; uno les va dando la libertad para que ellos sean lo que quieran ser”.

Sobre la poca publicidad que tiene su vida privada dijo que todos los periodistas deben de aprovechar que tienen la facilidad de escribir desde sus medios de comunicación para darle armonía, alegría y positivismo a los lectores, porque la gente con su estrés y los problemas tiene suficiente.  Hay que llevarles buena información, alegría para vivir mejor, recomendó.

Su corazón para los cubanos

«Mi corazón y sentimientos irían a Cuba, es la mejor parte de mí, físicamente todavía no es posible porque yo no estoy de acuerdo que a la gente no la dejen ser libre”, comentó al ser consultado si daría un concierto en la isla. Aseguró ser apolítico, pero que como artista él canta a quien le pague; por esa razón ha cantado a todos los políticos del país.

“Nosotros los artistas mexicanos no nos estamos obligados a hacer algo específico para algún partido, a nosotros no nos importan los políticos, nosotros somos mexicanos. Los gobiernos todos son iguales, nosotros somos el pueblo y somos víctimas de las mismas circunstancias de un gobierno, llamándose como se llame, porque los gobiernos son gobiernos” opinó.

Lea: Juan Gabriel nunca ganó un Grammy

Como admirador de los humildes, Juan Gabriel dijo no tener preferencia para con las personas. “Yo hablo con todo el mundo, considero que en Nicaragua todo el mundo es condescendiente, desde el que lustra calzado hasta el señor presidente. Todo el mundo es bienvenido en mi corazón” dijo al preguntársele si había establecido comunicación con el presidente de Nicaragua.

“Deseo para los nicaragüenses todo lo mejor, que les vaya perfectamente muy bien, que tengan mucha salud, paz y tranquilidad”, expresó el ídolo mexicano, quien prometió regresar a nuestro país.  Después del espectáculo para el público y el artista queda la esperanza que pronto haya un reencuentro. “¡Que pena y tristeza me diera tener que regresar en 28 años!”, agregó.

Finalizó la conferencia asegurando que no le molesta que lo imite Julio Sabala “Yo les he regalado Juan Gabriel para lo que quieran en todas sus formas”.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: