Cleveland se coloca a un triunfo de ganar la Serie Mundial

Los Indios de Cleveland derrotaron 7-2 a los Cachorros de Chicago y hoy podrían acabar la Serie Mundial en el Wrigley Field.

Cleveland

Corey Kluber ganó por segunda vez en esta Serie Mundial. LA PRENSA/EFE/EPA/JERRY LAI

Sin ser favoritos desde su llegada a la postemporada, los Indios de Cleveland ahora están a una victoria de convertirse en los campeones de la Serie Mundial. La eficiencia de Corey Kluber, combinada a la cuota de poder de Jason Kipnis y Carlos Santana, dieron la victoria 7-2 a los Indios sobre los Cachorros, que ahora vuelven a pensar en la llamada “maldición de la cabra”.

Santana inició el ataque de Cleveland, con un jonrón solitario (su primer hit en la serie) en el segundo inning, con el que emparejó el juego a una carrera, después que Anthony Rizzo ilusionó a los fanáticos de Chicago con sencillo remolcador en el primer capítulo.

El mismo Kluber, que desde el montículo tuvo una gran presentación de seis innings de una carrera y seis ponches, aportó desde el ataque, con imparable empujador en ese mismo segundo inning para darle la delantera a su conjunto.

Cómo sufrió John Lackey, que cargó la derrota tras permitir tres anotaciones (dos limpias) en cinco entradas. Pero hubo más castigo para el picheo de los Cachorros, culminado con el cuadrangular de tres anotaciones de Kipnis en el sexto episodio.

Cleveland
Carlos Santana conectó su primer hit en la Serie Mundial y fue un jonrón. LA PRENSA/Ezra Shaw/Getty Images/AFP

Y fueron Santana y Kipnis los que captaron los reflectores, pues además de sacar la pelota en el Wrigley Field, batearon tres hits cada uno, con el primero en cinco turnos y el segundo en cuatro.

Lea también: Cleveland gana tercer juego de la Serie Mundial

Francisco Lindor con sencillo en el tercero y Lonnie Chisenhall con elevado de sacrificio en el sexto, también aportaron carreras.

Dexter Fowler consiguió un poco de brillo, con su vuelacercas solitario en el octavo, pero no pudo contagiar a sus compañeros para intentar una remontada.

Fowler hizo su trabajo al disparar par de inatrapables, al igual que Rizzo y Jason Heyward, pero la ofensiva de los Cachorros aún está quedando a deber.

La juventud es un fuerte para los Cachorros, al tener una alineación copada por muchachos de gran talento, pero que parecen ahogados por la presión de jugar una Serie Mundial y más en un conjunto que no gana el “Clásico De Otoño” desde 1908.

El bateo limitado de Kris Bryant (.071) —que cometió dos errores en el juego—, Adison Russell (.133), Wilson Contreras (0.77) y Javier Báez (.118) podrían ser el reflejo de unos jóvenes abrumados.

A sobrevivir

Los Cachorros de Chicago intentarán conseguir hoy el primer triunfo en el Wrigley Field en una Serie Mundial desde 1945, no solo para enriquecer su historia, sino para mantener su esperanza de ganar la contienda.

Trevor Bauer tendrá en su mano la posibilidad de acabar con la serie, mientras que Jon Lester busca reivindicarse dando vida a los Cachorros, después de fallar en el juego uno. El duelo se inicia a las 6:00 p.m. (Nicaragua).