Investigación del Cenidh revela atropellos a campesinos

Una investigación del Centro Nicaragüenses de Derechos Humanos (Cenidh), en 58 comunidades donde se pretende construir el Canal Interoceánico de Nicaragua, dejó en evidencia la violación a los derechos humanos de los campesinos de la zona.

Una investigación del Centro Nicaragüenses de Derechos Humanos (Cenidh), en 58 comunidades donde se pretende construir el Canal Interoceánico de Nicaragua, dejó en evidencia la violación a los derechos humanos de los campesinos de la zona.

Vilma Núñez, presidenta del Cenidh, en una visita a Nueva Guinea, manifestó que 130 testimonios de campesinos exponen que han sido violentados en sus derechos y los reclaman.

Por su parte, el coordinador del Cenidh de Matagalpa, el abogado Juan Carlos Arce, dijo que la supuesta construcción del Canal evade las garantías constitucionales y legales que protegen los intereses del Estado nicaragüense para facilitar un megaacaparamiento de tierras.

Arce expuso que entre los meses de marzo y junio de este año se realizó una investigación desde Tolesmaida, Rivas, hasta el Distrito La Unión, encontrando que la supuesta construcción del Canal dejó a más de 100 personas violentadas en sus derechos en 58 comunidades.

Arce señaló que este fantasma del Canal ha conducido a la expropiación de tierras, porque dinero no hay, llamándolos “empresas de maletines”.

“Hay empresarios que solo cuentan con 500 dólares, vale más una vaca que lo que porta en el maletín y son socios del Gran Canal” dijo el abogado Arce.

Vilma Núñez descalificó en su totalidad la supuesta construcción del Canal y argumentó: “Vayan y verifiquen que este gobierno no ha hecho nada en ningún lado, lo que quiere hacer son los famosos miniproyectos y muy pronto lo que se daría es una expropiación total de tierras en la zonas campesinas”.