Talento emprendedor: ¿riesgo o inversión?

La actitud habla del tipo de ánimo con el cual enfrentamos o reaccionamos a las diferentes circunstancias y emociones de la vida. Cada lucha como emprendedor comienza en tu interior. La prueba de la valentía no es diferente.

La actitud habla del tipo de ánimo con el cual enfrentamos o reaccionamos a las diferentes circunstancias y emociones de la vida. Cada lucha como emprendedor comienza en tu interior. La prueba de la valentía no es diferente.

Una persona no puede viajar interiormente y permanecer quieta exteriormente. Las circunstancias no deben cambiar nuestra actitud; al contrario, son nuestras actitudes las que cambian circunstancias. Víctor Frank dijo: “La última de las libertadas humanas es escoger la actitud de uno en cualquier clase de circunstancia”.

Todos queremos tener el talento de emprender, pero solo unos cuantos nos arriesgamos a lanzarnos con esa idea o lograr tener un trabajo independiente que podría ser vivir de tu carrera que estudiaste, de la empresa familiar que tus padres han logrado mantener por más de tres décadas o de hacer algo en el cual te identificas y haz aplazado por miedo a fracasar o mal invertir.

La disciplina, la responsabilidad son elementos clave para emprender y el apoyo de tu familia es primordial para invertir y cumplir con ese sueño tan deseado, que junto con una actitud positiva debe construirse y requiere de una atención permanente. Es como sembrar una semilla, la cual germinará y dará un fruto en dependencia del riesgo y el cuido del sembrador.

Ya sea que tengamos 13, 20, 30 o 40 años, la actitud positiva necesita cuido y mantenimiento. El talento de emprender es sin duda el factor que determinará si nuestros fracasos nos edificarán o nos aplastarán. Si agregamos a nuestro talento emprendedor tu voluntad y optimismo creará en el libro de tu vida una historia de oportunidades y se atesorará como un bello recuerdo.

Nunca es tarde para cambiar de rumbo y empezar a construir el único recurso que tenemos, y es nuestra actitud.

Si vemos lo más importante para emprender es: 1. Rodearse de gente que te inspire y te empuje con pasión, 2. Tomar buenas decisiones haciendo una agenda del día para ganar experiencia y luego con la experiencia usted hará dinero que tal vez sea poco, pero irá creciendo con resultados negativos o positivos, 3. Tome el control de su vida: a veces muchos pasamos toda una vida permitiendo que otros tomen nuestras propias decisiones, el momento es hoy, para hacerlo, 4. Cuenta hasta 10. Si nos sentimos abrumados, estresados o impacientes, siempre cuente hasta 10 para calmar esas emociones que alteran nuestras acciones impulsivas que podrían provocar una reacción negativa que obstaculice nuestros propósitos. 5. Hacer un plan o manual de operaciones para saber los pasos a seguir de forma sencilla y que describa nuestros objetivos de inmediato.

Esperando que estas ideas o tips sean de utilidad en tu nuevo proyecto, que ahora ya sabemos que es una inversión positiva y no un gasto.

 

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: