Fuertes vientos se empiezan a sentir otra vez

Este martes se registraron rachas de vientos de hasta 50 kilómetros pora hora en la zona del pacífico de Nicaragua. Esto es un efecto de la incidencia del frente frío número 25.

Las ramas de este árbol cedieron ante los fuertes vientos, y consigo se trajeron el cable del tendido eléctrico. Esto ocurrió cerca de los semáforos de Villa Progreso, en Managua. LA PRENSA/C.TÓRREZ.

Debido a la influencia del Sistema Frontal número 25, la velocidad de los vientos se ha incrementado, siendo la zona sur del país la más afectada, con ráfagas de viento de hasta 50 kilómetros por hora, según registros del agrometeorólogo del Centro Humboldt, Agustín Moreira.

Aunque se esperaba que este incremento fuera de forma paulatina, no sucedió así. Moreira aseguró que es por la incidencia del frente frío y que se espera se haya disipado la noche de este martes, cerca de la costa noreste de Honduras.

Por su paso puede dejar lluvias en el litoral Caribe y algunos nublados, tal es el caso de Managua, que ha tenido días soleados y días grises.

De acuerdo al pronóstico se espera que los vientos fuertes se mantengan en los próximos días. En la zona del pacífico, la velocidad de la rachas han llegado hasta 45 kilómetros por hora; en el lago Cocibolca, de 33 a 45 kilómetros; en el lago Xolotlán de 23 a 35 kilómetros, pero la mayor fuerza se registró en San Juan del Sur, de 39 hasta 50 kilómetros por hora.

En el caso de la zona norte, el impacto de los vientos no ha sido tan evidente, se ubican entre 18 a 22 kilómetros por hora.

Vientos dejan su huella

La semana pasada, un vehículo impactó con un árbol en la intersección de los semáforos de Villa Progreso pero algunas ramas sobrevivieron al golpe, estas cedieron este martes ante la fuerza del viento y a su paso se llevaron el cable de tendido eléctrico.

Nicolás Ponce Espino fue testigo del evento, y asegura que es peligroso el “viento fuerte porque puede provocar accidentes como este”, dice. El cable también afectó la circulación vehicular, ya que quedó cruzado y los conductores debían hacer maniobras para transitar la vía.

Niña con un 70 por ciento de predominio  

De acuerdo a los pronósticos, Nicaragua se encuentra en el Enso neutral, que significa que no hay un predominio ni del fenómeno de El Niño ni de La Niña, aunque esta última tiene probabilidades de incidir hasta en un setenta por ciento, según Moreira.

Sin embargo, eso no se asegurará hasta después del período de canícula – tiempo que no llueve en el invierno-, dice el experto.

Por su parte, la Agencia Meteorológica de Japón (MJA) dijo que en el 2017, la mayoría de modelos continúan indicando la reaparición de un evento débil de El Niño.

Eso puede sugerir el predominio del estado de El Niño después de un largo período dominado por La Niña desde el año 2000 al 2010, pero esto se contradice con el historial de pronósticos sostenidos por diversas fuentes ambientalistas, una de ellas, Centro Humboldt.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: