Examen universitario hecho para facilitar ingreso

Esto no significa que ha mejorado la calidad educativa de la secundaria, dice exrector Carlos Tünnermann Bernheim

LA PRENSA/ARCHIVO

Autoridades de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN-Managua) informaron ayer que el 98 por ciento —14,226 estudiantes realizaron el examen de admisión el pasado 22 de enero— logró aprobar la prueba. Para algunos académicos, estos resultados se deben a que la universidad les ha facilitado el ingreso a los bachilleres.

Según Hugo Gutiérrez, vicerrector de docencia de la UNAN-Managua, este año 14,003 bachilleres aprobaron el examen. Sin embargo, esa universidad solo cuenta con 8,557 cupos disponibles, por lo que 5,669 bachilleres aprobados deberán buscar otra alternativa de estudios.

“El gobierno con el CNU (Consejo Nacional de Universidades) ha comenzado a trabajar desde hace unos dos años aproximadamente para ofrecer la Universidad Abierta en Línea; los estudiantes que no ingresen a las universidades estatales o que no hayan hecho ningún proceso de admisión (…) pueden ingresar en la página web del CNU para indagarse de las carreras que hay”, dijo el vicerrector.

Ante la gran cantidad de bachilleres aprobados, Gutiérrez dijo que la universidad abrió 47 cupos adicionales, pasando de 8,510 a 8,557. Además agregó que la distribución de los cupos se hace por las mejores calificaciones, lugar de origen del estudiante y en dependencia del colegio donde haya realizado sus estudios.

Modalidad de examen

Este año los aspirantes a un cupo en la UNAN-Managua debieron realizar un examen de Matemáticas (cuyo valor fue de 30 puntos), una prueba de Español (valorada en 30 puntos), además presentaron las calificaciones de cuarto y quinto año de secundaria (a las que se les asignó un valor de 40 puntos).

La metodología utilizada se empezó a aplicar desde el año 2016. En esa ocasión el 50 por ciento de los jóvenes aprobaron la prueba. Sin embargo, en 2015 –cuando no se valoraron las calificaciones de secundaria– solo el 8.76 por ciento de los bachilleres aprobó el examen de Matemáticas y el 24.5 por ciento la prueba de Español.

Pero la UNAN-Managua no es la única universidad que ha cambiado su metodología de ingreso. Este año en la Universidad Nacional de Ingeniería (UNI) por primera vez los estudiantes respondieron test psicométrico y como resultado lograron aprobar 1,709 de los 3,122 estudiantes que realizaron la prueba.

Para el doctor Carlos Tünnermann Bernheim, exrector de la UNAN-Managua, el hecho de que una gran cantidad de estudiantes haya aprobado el examen de admisión, no significa que haya mejorado la calidad educativa de secundaria, sino que las universidades han facilitado el ingreso de los bachilleres a la universidad.

“Han ido buscando la forma en que los resultados del ingreso a la universidad sean como una prueba de que el rendimiento escolar de la secundaria ha mejorado; para saber si eso es verdad o no, tenemos que ver qué sucederá con estos estudiantes en sus primeros años de estudio”, dijo Tünnermann.

Universidades usan su autonomía

Para el director del Foro de Educación y Desarrollo Humano (FEDH), Jorge Mendoza, las universidades han hecho uso de su autonomía para modificar las pruebas de admisión y “facilitar el ingreso a los bachilleres”.

Mendoza destacó que en el país no ha mejorado la calidad de la educación secundaria y añadió que aunque haya esfuerzos para mejorar, no se pueden ver los resultados de un año a otro.

También señaló que se necesita una reforma educativa para elevar la calidad de la educación secundaria.

Además agregó que una vez admitidos los estudiantes, las universidades deben preocuparse por nivelar los conocimientos que poseen, ya que no todos tienen las mismas capacidades.