Cantante de hip hop Ocean es demandado por su padre

Calvin Cooksey le exige 14,5 millones de dólares a su hijo, alegando que perdió oportunidades profesionales

Frank Ocean. LA PRENSA/AGENCIAS

El músico estadounidense de hip hop Frank Ocean, elogiado por su sensibilidad artística, fue demandado por su propio padre, a quien acusó de homófobo.

En la demanda presentada, Calvin Cooksey le exige 14,5 millones de dólares a su hijo, alegando que perdió oportunidades profesionales tras las declaraciones de su hijo en un artículo.  Padre e hijo prácticamente no se relacionan.

Frank Ocean se convirtió en una figura destacada del hip hop en 2012 cuando dijo públicamente que su primer amor había sido un hombre. Tras el tiroteo de Orlando en junio, en el que un hombre mató a 49 personas en una discoteca gay, el músico de 29 años contó en una red social de blogs los insultos de su padre contra una persona transexual.

“Yo tenía seis años cuando escuché a mi padre decirle ‘maricón’ a una camarera transexual mientras me sacaba del restaurante del vecindario diciendo que no nos podía atender porque era sucia”, escribió Frank Ocean en la red Tumblr.  “Esa fue la última tarde en que vi a mi padre y creo que la primera vez que escuché esa palabra”.

Calvin Cooksey negó el incidente y acusó a su hijo de haberle faltado el respeto a la religión cristiana y al Islam en otras partes de su artículo. Afirma que estaba trabajando en una película cuyas perspectivas comerciales fracasaron por las declaraciones de su hijo.  Él ya había presentado una demanda contra otra estrella del hip-hop, Russell Simmons, a quien acusó de haberlo insultado. Pero no tuvo éxito.

Ocean ganó gran reconocimiento por su álbum de debut Channel Orange en 2012, con el que destacó por su falsete en el ambiente a menudo machista del hip hop.

Su esperado siguiente trabajo, Blonde, salió en agosto. Ocean lanzó el álbum por su cuenta y optó por no someterlo a consideración de los premios Grammy, donde figuraba como un favorito.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: