LA DICTADURA NO PUEDE OCULTAR LA VERDAD

Hoy se cumplen

14
días

desde que nuestras instalaciones fueron tomadas y nuestro gerente general Juan Lorenzo Holmann fue detenido.

con las instalaciones tomadas y nuestro gerente general Juan Lorenzo Holmann detenido.

Hoteles, hoteles de nicaragua, hoteles de lujo, habitaciones de hoteles en nicaragua

2,997 camas en 1,924 habitaciones se registraban en los hoteles de una estrella en Nicaragua hasta 2015, según datos oficiales.

Hoteles nicas van tras más estrellas

A medida que crece la afluencia de turistas que llega al país, aumentan las exigencias para hospedarse, según las estadísticas del Instituto Nicaragüense de Turismo.

A medida que va creciendo la afluencia de turistas que llega al país van aumentando las exigencias en la elección en dónde hospedarse, según las estadísticas del Instituto Nicaragüense de Turismo (Intur).

Los hoteles de una estrella en Nicaragua están desapareciendo porque sus propietarios están apostando a ubicarse en un nivel más alto. Solo en 2015 —dato más reciente— el número de establecimientos de ese nivel cayó en siete por ciento respecto al año previo. En ese año se registraron 119 hoteles de una estrella frente a los 128 de la misma categoría en 2014.

Álvaro Diéguez, presidente de la Asociación de Hoteles de Nicaragua, explica que en los locales de una estrella los servicios son los más bajos que existen. Tienen cama de mala calidad, con abanico y muchas veces el baño es compartido.

“Cuando se va viendo que la oferta y la demanda van creciendo y aquí en Nicaragua crece mucho, entonces va mejorando el hotel; empiezan a meter televisores, equipos, entonces va de una a dos estrellas o tres estrellas”, dijo Diéguez.

Lea además: Alojamiento turístico en Nicaragua debe crecer

hoteles, hoteles en nicaragua, hoteles de nicaragua, hoteles de lujo en nicaragua, hoteles baratos en nicaragua
Hoteles en Nicaragua. LAPRENSA/L.GONZÁLEZ

Esa inversión que realizan los propietarios de hoteles se ve reflejada en el crecimiento de los establecimientos de dos, tres y cuatro estrellas, sin embargo los de cinco estrellas no han crecido en los últimos tres años, indica el informe estadístico del Intur.

Ejemplo de ese crecimiento es el hotel La Posadita, de Bolonia. Su propietaria, Sandra Mejía, asegura que tiene veinte años de funcionar y empezó con una estrella, pero después de diez años alcanzó la segunda estrella y desde entonces se ha mantenido en esa categoría, formando parte de los 104 hoteles de dos estrellas que se registraban en 2015 a nivel nacional.

Los hoteles dos estrellas crecieron en diez por ciento en el año antes mencionado, en número de habitaciones 4.22 por ciento y en cantidad de camas 1.8 por ciento, en comparación con el 2014.

“Ya cuando los hoteles son dos estrellas van mejorando poco a poco sus propiedades. Miren en Granada cuántos hotelitos bonitos hay y han ido mejorando porque van viendo la exigencia del huésped y van cambiando”, continuó Diéguez.

Le puede interesar: Restaurantes y hoteles de Nicaragua dinámicos

En diferentes ocasiones la presidenta de la Cámara Nicaragüense de Turismo (Canatur), Lucy Valenti, ha sostenido que a medida que los propietarios de los establecimientos vayan adquiriendo experiencia en las demandas de los visitantes esto va a permitir crecer en calidad, servicios e infraestructura.

En el caso de los hoteles de tres estrellas en 2015 también hubo crecimiento (8.60 por ciento) y alcanzó 93 hoteles a nivel nacional frente a los 85 que se registraban en 2014.

En entrevista a LA PRENSA en octubre de 2016, Héctor Jiménez, presidente de la Asociación de Pequeños Hoteles de Nicaragua, explicó la dinámica de trabajo que les ha permitido el crecimiento de ese tipo de establecimientos.

“A medida que vamos capacitando al personal, vamos mejorando los servicios y estrechamos relaciones entre nuestros pares en otros departamentos podemos recomendarnos, es decir si un turista se hospeda en León y va para Granada puede haber una recomendación, siempre y cuando los estándares de atención y calidad sean en la misma línea”, afirmó Jiménez.

Pueden ser más hoteles de cuatro estrellas

En el nivel de las cuatro estrellas el crecimiento registrado fue de 6.66 por ciento en 2015, para totalizar treinta hoteles que cumplen los estándares de esa clasificación, cuyos visitantes buscan comodidad, seguridad y ubicaciones estratégicas para su traslado.

Los cuatro estrellas hasta el año antes mencionado disponían de 1,418 habitaciones con 2,500 camas, según los informes de Intur. Diéguez indica que en esta categoría se registran varios hoteles que cumplen con las características de cinco estrellas, pero que se mantienen en ese nivel para evitar pagar más al Intur.

“Aquí en Nicaragua tenemos hoteles de cuatro estrellas que no han querido pasar a cinco estrellas por no pagar más de lo que se debe pagar, aunque tengan todas las condiciones de un hotel de cinco estrellas, como son bar, restaurante, piscina, salones, entre otros aspectos”, afirmó Diéguez.

También lea: Urge en Nicaragua un modelo que priorice el turismo

De acuerdo con las cifras oficiales los hoteles cinco estrellas no crecen, desde 2013 se mantienen los mismos nueve hoteles.

¿Cómo ganar una estrella?

Diéguez indicó que cada estrella exige una serie de parámetros, desde la cantidad de habitaciones, zona donde se ubica y servicios que brindan.

“Eso es regido por Intur, hace una inspección, pone estándares y quien cumple le van dando su estrella. El Intur recibe dinero por estrella, por habitación, por mejora, es decir que cada estrella tiene un precio”, continuó.

Pero así como se ganan estrellas también se pueden perder, pues cada año el Intur realiza un monitoreo sobre la calidad del servicio que brindan y de acuerdo con esos resultados determinan si le mantienen la certificación de las estrellas.

“Conforme usted va mejorando sus instalaciones y va dando más servicios de los que daba antes y va comprometiéndose con Intur que cada año usted va a mantener sus estrellas. Pero si de repente baja la calidad, el Intur puede venir y bajar su estrella. Pero eso casi no ocurre porque al final el dueño se va dando cuenta que los clientes buscan condiciones y entre más estrellas tengan, están mejor posicionados”, destaca Diéguez.

¿Qué buscan los huéspedes?

El segundo Informe Trabber de Servicios Hoteleros 2015, señala que las necesidades que priorizan los viajeros son la conexión inalámbrica o wifi al momento de ubicar un hotel donde hospedarse, lo que ha incidido en que más hoteles lo ofrezcan.

“Antes el wifi lo cobrábamos pero ahora el cliente prefiere que le suban a los costos y no estar pagando internet diario, el huésped lo que quiere es un buen internet, no importa si está en la tarifa, lo que busca es que sea rápido para trabajar porque a eso vienen los ejecutivos y hay hotelitos que van mejorando pues hasta los mochileros se fijan en ese detalle porque todo mundo necesita comunicarse”, dijo Diéguez.

También agregó que el servicio de desayuno incluido en la tarifa de hospedaje es otro de los aspectos que toman en cuenta los huéspedes.

Hoteles de Nicaragua en cifras

10-15 dólares es el precio promedio de una noche en un hotel de una estrella, según Álvaro Diéguez, presidente de la Asociación de Hoteles de Nicaragua, algunos moteles pueden entrar en esa categoría.

20-25 dólares es la tarifa de un hotel dos estrellas en Nicaragua, en los cuales los huéspedes pueden tener la opción de parqueo.

40-50 dólares por noche paga una persona que se hospeda en un hotel de tres estrellas, en promedio.

110-160 dólares puede pagar un huésped en un hotel cuatro estrellas, cuyos servicios y estándares de calidad están muy cercanos a los que brindan los de cinco estrellas.

170 dólares en promedio cuesta una noche en un hotel cinco estrellas en Nicaragua.

Huésped califica

En la actualidad la tendencia de promocionar los hoteles es a través de las redes sociales, las que se han convertido en las principales certificadoras de la calidad de los hoteles. La Posadita de Bolonia es parte de esa opción, se promociona en la web y en los últimos dos años ha alcanzado puntuación de 8.5 de una escala de 10, asegura su propietaria Sandra Mejía.

“Ahora lo que evalúan es el comentario de los visitantes, a través de las plataformas de reservas. El Intur debe modernizarse y acoplarse de esa manera para valorar y de esa manera evaluar a los hoteles para dar las estrellas. A nivel internacional los hoteles se miden por la opinión que están generando los turistas”, añadió Mejía.

2,997
camas en 1,924 habitaciones se registraban en los hoteles de una estrella en Nicaragua hasta 2015, según datos oficiales.

COMENTARIOS

  1. Hotel Casa Barcelona
    Hace 4 años

    Muy profesional su reportaje. Le felicitamos a todos los que hicieron posible este articulo tan interesante de la industria hotelera en Nicaragua.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: