Cuba le niega la entrada a Luis Almagro

El secretario general de la OEA recibiría en Cuba el Premio Oswaldo Payá, por la defensa a la democracia y los derechos humanos.

Luis Almagro, OEA, Secretario General OEA

El galardón es en honor al fallecido disidente cubano Oswaldo Payá, muerto en 2012. AFP

Luis Almagro, secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), afirmó este miércoles que las autoridades de Cuba le negaron el visado para una visita en donde recibiría el Premio Oswaldo Payá, por la defensa a la democracia y los derechos humanos.

Mediante una carta dirigida a Rosa María Payá, presidenta de la Red Latinoamericana de Jóvenes por la Democracia, Almagro le expresa la imposibilidad de asistir a la premiación debido a que su «solicitud de visa para el pasaporte oficial de la OEA fue denegada por el Consulado de Cuba en Washington».

Pese a que con el pasaporte uruguayo —de donde es originario Luis Almagro—, no se necesita visa para entrar a Cuba, también se le negó la entrada a la isla con ese documento.

Luego de la solicitud realizada por la OEA para que su secretario general asistiera al evento, el Consulado cubano en Washington argumentó que la visa no se le entregaría porque el gobierno castrista está «asombrado» por el involucramiento de Almagro en actividades anticubanas.

Asimismo, el Consulado le argumentó que consideraban el motivo del viaje  “una provocación inaceptable”, que el premio no es reconocido por el Estado cubano y que las actividades de Cuba Decide y de la Red Latinoamericana de Jóvenes por la Democracia —organismos que entregan el premio— socavan al sistema electoral cubano, reveló Luis Almagro.

Visita histórica

La llegada de Luis Almagro a la isla caribeña sería un momento histórico, ya que desde hace unos 50 años no llega un representante de este órgano continental a Cuba.

En tanto, Almagro señaló que “el único interés de nuestra parte, ha sido, es y será facilitar el acercamiento de Cuba a los valores y principios del sistema interamericano, tanto en lo que refiere a la defensa de la democracia como a la promoción y respeto de los derechos humanos, al tiempo de expandir los logros de Cuba en la ciencia, salud y educación a nuestra región.”

Agregó que el “análisis tan superficial como alarmista, parece haber alertado sobre el peligro que mi visita y la ceremonia anunciada podrían tener para el futuro de las relaciones Cuba- Estados Unidos, y el bienestar del pueblo cubano ya que se podría motivar una actitud de endurecimiento del gobierno hacia grupos que no comulgan con este”.

“Sería bastante ridículo que luego de 67 años de revolución, tanto el bienestar del pueblo cubano, como las relaciones bilaterales con Estados Unidos, dependieran de esta ceremonia. No es mi interés evaluar la situación política interna de Cuba ni sus diferentes tendencias políticas y no me compete opinar sobre ello», puntualizó Almagro en su carta.

Tampoco se les permitió la entrada

El expresidente de México, Felipe Calderón fue notificado momentos antes de subir al avión, en el aeropuerto de la Ciudad de México, que no tenía el permiso de ingresar a Cuba.

Mientras que a la hija del fallecido expresidente de Chile, Patricio Aylwin, también se le negó la entrada. Mariana Aylwin, exministra de educación en su país, recibiría el premio póstumo que sería entregado a su padre.

Juan Carlos Vargas, exdirigente estudiantil en la Universidad Central de Chile y miembro del directorio ejecutivo de la Red Latinoamericana Juventud y Democracia llegó a las 10:40 am del martes a Cuba, estando ya en la isla fue detenido por la policía. Lo retuvieron en una sala para informarle que era “inadmisible” en Cuba, por lo cual lo expulsaron del país.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: