Ni un «peso más» al INSS, dicen empresarias de Nicaragua

El INSS lleva cuatro años consecutivos con déficit financiero, situándose el año pasado en 1,579.2 millones de córdobas, su nivel más altos en las últimas dos décadas.

INSS

En 2016 la institución pagó 11.7 millones de córdobas en la formación de 964 empleados; la cifra disminuyó en un 8.7 por ciento en relación con los 12.8 millones de córdobas que pagó en 2015. LA PRENSA/ARCHIVO

Ante el continuo deterioro de las finanzas del Instituto Nicaragüense de la Seguridad Social (INSS) y la preocupación del Fondo Monetario Internacional (FMI) a esta situación, la Red de Empresarias de Nicaragua rechazó cualquier “intento de incrementar la contribución patronal de las empresas al Sistema de Seguridad Social”.

Un aumento en la cuota de la patronal, según la organización, ocasionaría un incremento especialmente en los costos de las micro, pequeñas y medianas empresas que están en manos de mujeres, lo que a su vez derivaría de un repunte de la informalidad, que en Nicaragua supera el ochenta por ciento, según estimaciones no oficiales.

Le puede interesar: INSS hace cambios con asegurados sin previo aviso

Además de la pérdida de competitividad, según el comunicado de la REN, las mipymes tendrían que trasladar ese incremento de costo a los precios de los consumidores y habría una reducción de los “emprendimientos que desean formalizarse y obligar a algunos micro y pequeños negocios a salir de la formalidad”.

Le puede interesar: “Catástrofe” en finanzas del INSS

El INSS lleva cuatro años consecutivos con déficit financiero, situándose el año pasado en 1,579.2 millones de córdobas, su nivel más altos en las últimas dos décadas. El Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep) reiteró la semana pasada que no van a aumentar su contribución a la patronal, al recordar que tras la reforma de 2013 se elevó tres puntos porcentuales su contribución, pasando de 16 al 19 por ciento de la planilla de asegurados.

Lea: Déficit del INSS se dispara un 98% en enero

“La REN considera que el Instituto Nicaragüense de Seguridad Social debe realizar una profunda reforma estructural, con finanzas eficientes y transparentes en sus inversiones y operaciones. El problema de la Seguridad Social no puede continuar resolviéndose a través de las contribuciones patronales, las que además de ser inviables, repercutirían en la inversión privada y en la creación de empleos”, señala la misiva.

Lea además: INSS no logra sostenerse con los ingresos que aportan empresas y trabajadores