Denis «El Pulpo» Espinoza: «Soy más de intuir los penaltis que de adivinarlos»

"El Pulpo" Espinoza ha detenido ocho cobros de los últimos 12 lanzados en tanda de penalti jugando para Ferretti y tras su último actuación contó cómo hizo para tener esa efectividad.

Denis Espinoza fue decisivo con el Ferretti. LAPRENSA/ JADER FLORES

Denis “El Pulpo” Espinoza volvió a ser protagonista en un partido decisivo. El portero del Ferretti atajó cinco de los siete penaltis lanzado por el Diriangén y guió a los capitalinos a la Final del Torneo de Clausura 2017 de la misma forma que lo hizo en 2009 ante el mismo adversario.

Lea: Tyron Acevedo: “Después del quinto penalti, nadie quería tirar”

«El Pulpo» Espinoza ha detenido ocho cobros de los últimos 12 lanzados en tanda de penalti jugando para Ferretti y tras su último actuación contó cómo hizo para tener esa efectividad.

¿Cómo se viven los penaltis desde la portería?
Primero con algo de presión, que es normal. Estaba en juego el pase a la Liga de Campeones y la Final. Hay presión del momento y ganas de hacer bien las cosas.

Paraste cinco de siete penaltis, ¿cómo se hace eso?
Aquí todo el reconocimiento al instinto. En el disparo que no acerté me vencí muy antes. No soy de los porteros que adivina, me gusta intuir dónde tirará el jugador. Me fijo en la posición del jugador previo al tiro, estudio cómo pone el pie antes de hacerlo, si busca colocar el balón o asegurarlo y la manera que mira a la cancha. En todo eso me fijo y en el último momento tomo una decisión.

¿Qué buscas cuando miras al jugador contrario?
Tratar de ganar la presión del momento, la mayor (presión) está en el que va patear. ¿Con cuántas posibilidades cuenta el portero para pararlo? El porcentaje de acierto del jugador es de 95 y el portero el cinco. Para el portero, o en mi caso, no tengo tanta presión porque es para el jugador.

En el cara a cara con los jugadores del Diriangén, ¿qué percibiste?
No aprecié nada extraordinario. Se miraban un poco presionado, no sé que habría sido. Me concentré, reaccioné hasta el último momento y me dio resultado.

Hay dos penaltis claves: el de Erick Téllez y Remy Vanegas…
Él (Téllez) me cobró aquí (en la etapa regular) y me dio una pauta de cómo lo iba a ejecutar. Aguanté lo más que pude. Él es de fuerza, si le da fuerte trato de mantener un rango para esperar si lo hacía así y reaccionar. Con Remy aguanté sabiendo que era más técnico, su golpeo lo esperé más colocado, que fuerte.

Es complicado analizarlo todo así…
Todas las cosas cuando las conseguís es fácil hablarlas, pero cuando no te salen es lo contrario. Fue algo soñado, todo lo que pensé pasó. A veces las pensás y no salen. Gracias a Dios salió en el momento que lo necesitaba el equipo.

Uno piensa que El Pulpo intimida en la portería…
No sé que piensa el otro jugador. Trato de hacer mi trabajo y mejorar cada día. No creo que intimide, no soy ningún anormal, es la presión de lo que se está jugando. No es fácil, no todos se lo toman de la misma manera. Las circunstancias de los partidos pesan.

Has sido campeón, jugado Liga de Campeones, tenés récord de imbatibilidad, ¿qué te falta por cumplir?
Hay muchas cosas, por el momento es ganar un título con el equipo. Soy muy poco para estar hablando mucho, me gusta hacerlo en el campo con mi trabajo.

Regresar a la Selección no depende de vos, pero es algo de lo que está pendiente..
Lo mío es seguir trabajando. Si algún día me quieren llamar ahí estaré, pero no está en mis manos. Doy mi mayor esfuerzo para ayudar a mi equipo.

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: