10 cosas que no te dejan ser feliz en tu trabajo

Una de las causas de infelicidad más habituales es iniciar la semana quedando a la espera de que sea viernes. Ser feliz en el trabajo depende principalmente de ti

felicidad en el trabajo

La Prensa/Thinkstock

La felicidad en el trabajo es una de las metas más importantes. El sueldo emocional es ir a la oficina con satisfacción profesional, participando de un entorno agradable que propicia tu desarrollo profesional. ¿Qué cosas te alejan de tu felicidad?

1-El miedo al despido. Este es uno de los temores más frecuentes en un entorno de inestabilidad profesional. El temor a un despido que sea la puerta abierta hacia la incertidumbre de la búsqueda activa de empleo. Sin embargo, intenta enfocarte en el presente y no en los infinitos futuribles que pueden ocurrir mañana.

2-Individualismo. Trabajar en equipo y colaborar son dos ingredientes fundamentales del desarrollo profesional. Sin embargo, un carácter individualista puede llevarte a la soledad en la oficina, especialmente, si ocupas un puesto que requiere del trabajo en equipo.

felicidad en el trabajo
Foto/Thinstock

3-Búsqueda de reconocimiento constante. Cualquier persona se siente bien cuando recibe un “feedback” (retroalimentación) positivo por el esfuerzo de su trabajo. Sin embargo, para ser feliz en la oficina es preferible que priorices la automotivación interna.

4-Estancamiento profesional. Es esa situación en la que sientes que te has quedado estancado por debajo de tus posibilidades. Vives la rutina profesional desde el color gris de lo previsible. Añoras un cambio que no llega. Sin embargo, recuerda que el cambio más importante es aquel que parte de ti mismo. ¡Toma decisiones nuevas!

5-Enfocarte en lo que no te gusta. Incluso aunque hagas un trabajo que te guste, habrá aspectos que no te gusten tanto. La actitud de enfocarte en lo negativo de tu rutina profesional, en aquello que te falta, te impide disfrutar todo aquello que sí es agradable.

6-La eterna impaciencia. La impaciencia es una actitud que te hace sufrir porque sientes que las cosas no llegan tan pronto como te gustaría. Y te cansas de esperar. Sin embargo, perseverar te hace vivir más feliz.

7-Permanecer en un segundo plano. Algunas personas adoptan un rol de invisibilidad en la empresa. Ocupan un segundo plano porque sienten que sus ideas no se tienen en cuenta. Si esta es tu percepción, cambia el chip y comienza a implicarte más en las reuniones de trabajo.

8-El perfeccionismo insano. Creer que las cosas siempre pueden ser mejores de lo que son, aspirar a que los resultados sean excelentes en todo momento, es una trampa psicológica que no te deja disfrutar de tu éxitos.

9-Falta de ocio y tiempo libre. Las largas jornadas de trabajo y el cansancio profesional hacen que el ocio quede en un plano, a veces, mínimo. Sin embargo, es fundamental desconectar del trabajo con actividades divertidas que te gustan.

10-Estrés. Este es uno de los grandes enemigos del bienestar. Produce sensaciones desagradables como el pensamiento negativo, el cansancio crónico y la falta de concentración. ¡Roba el sentido del humor!