Los mejores fanáticos del beisbol nicaragüense

Una lista selecta de ls mejores fanáticos del beisbol nicaragüense: El "brujo" Keith Taylor, el ñajo Clodomiro, la Popó, entre otros

Bóer

Fanáticos en el Estadio Nacional de beisbol. LA PRENSA/ ARCHIVO

Sin ellos las graderías de los estadios de beisbol del país serían más aburridas que un velorio durante los juegos. Gritan, saltan, ríen cuando sus equipos ganan. Pero también se entristecen y lloran cuando pierden. Aquí les presentamos a algunos de los más conocidos.

Keith Taylor

Keith Taylor fue cargabates de los Dantos desde 1986 hasta que desaparecieron en 1993. En la reaparición del equipo funciona más como un animador de la fanaticada dantista. LAPRENSA/ROBERTO FONSECA

Hasta el año pasado Taylor era vigilante de la Alcaldía de Granada y no le daban permiso para andar con los Dantos. Sufrió. Ahora está jubilado y ya anda libremente con el equipo de sus amores. Desde 1986 Taylor anima a los seguidores de los Dantos con sus “brujerías”.

Lea también: Keith Taylor, los Dantos y el general

Clodomiro El Ñajo

A Clodomiro «El Ñajo» casi siempre se le ve con una camisa del Bóer. LA PRENSA/ ARCHIVO

“Bóer, Bóer, que viva el Bóer. A la verga los Dantos”. Quien grita así en el todavía Estadio Nacional es Esteban Marenco Peralta, mejor conocido como Clodomiro El Ñajo, quien padece de labio leporino. Para el día en que muera lo que pide es que todos los asistentes a su funeral lleven puesta la camisa del Bóer.

Lea también: El «Ñajo» de Nicaragua

La Popó

Dalila Marquines es la máxima aficionada del equipo de la Costa Caribe. LAPRENSA/ARCHIVO

Adonde vaya a jugar el equipo de la Costa Caribe con toda seguridad ahí estará la Popó, cuyo verdadero nombre es Dalila Marquines. Es la fanática costeña número uno. “Winamba” (adelante), se le escucha gritando en los estadios. La barra de la Costa Caribe no es la misma sin la presencia de la Popó.

Lea también: La tía «Popó» de Bluefields

Cachito

Uriel Polanco, conocido como «Cachito», es empedernido fanático del equipo matagalpino. LA PRENSA/ LUIS EDUARDO MARTÍNEZ

Del pueblo indígena de Matagalpa salió Cachito, Uriel Polanco, uno de los fanáticos más fieles del equipo de beisbol matagalpino. Para animar al equipo se disfraza de indio flechero y con arengas enciende a la barra del equipo. Ahorita está a la espera de que su equipo clasifique a la segunda vuelta del campeonato nacional de beisbol.

Chuno Blandón

Don «Chuno», además de animar a los Tigres de Chinandega, vende churros en el Estadio Efraín Tijerino. LAPRENSA/CARLOS VALLE

A sus 75 años, Jesús Blandón todavía vende churros en el estadio de beisbol de Chinandega. Es el fanático más fiel de los Naranjeros. Solo una vez no ha ido al estadio y eso porque estaba enfermo. “Soy un Clodomiro chiquito, lo único que no grito como él”, dice Blandón, aludiendo al animador de la barra del Bóer.

Lea también: Los churros de don Chuno Blandón

Chico Lepra

José de Jesús González Velásquez, Chico Lepra, aparece en una canción de su equipo, las Fieras del San Fernando. LAPRENSA/NOEL AMÍLCAR GALLEGOS

“Próspero (González) ya se llevó la cerca. Los alaridos de Chico Lepra se oyen claritos hasta el volcán: ¿Quién dijo miedo, jodido?” Así dice parte de la canción que Carlos Mejía Godoy le compuso a las Fieras del San Fernando. José de Jesús González Velásquez, Chico Lepra, es uno de los más fervientes fanáticos del equipo de beisbol de Masaya.


Lea también: Las leyes más absurdas del mundo


 

×

Apoye el periodismo independiente. Lo invitamos a compartir este contenido.

Comparte nuestro enlace: